Los temores de una deflación se han moderado, al tiempo que se aprecia una mejora en la situación económica.

 

Reuters 

El Banco Central Europeo (BCE) mantuvo sin cambios las tasas de interés en 0.25%, mínimo histórico, tal y como lo esperaba el consenso del mercado. El BCE decidió  no actuar tras conocerse que si bien la  inflación se mantiene en niveles bajos, los temores de una deflación se han moderado, al tiempo que se aprecia una mejora en la situación económica.

PUBLICIDAD

El presidente del BCE, Mario Draghi, dijo que la entidad mantiene sus perspectivas de un largo periodo de baja inflación en la zona y reiteró su disposición a mantener una política monetaria expansiva el tiempo que sea necesario.

“Las últimas proyecciones macroeconómicas de los expertos del BCE, que cubren el periodo hasta finales de 2016, respaldan las expectativas anteriores de un periodo largo de baja inflación, seguido por un movimiento gradual al alza de las tasas de inflación armonizada hacia niveles más cercanos al 2 por ciento”, dijo Draghi en una conferencia de prensa.

Las declaraciones del presidente del BCE fueron posteriores al anuncio del organismo monetario de mantener su principal tasa de refinanciación en el mínimo histórico del 0.25 por ciento.

El BCE tampoco cambió la facilidad de depósito, con la que remunera a los bancos, que continúa en el 0%. Asimismo, dejó inalterada la facilidad marginal de crédito, por la que presta dinero a los bancos durante un día, en el 0.75%.

 

Siguientes artículos

CFCE condiciona a Alsea compra de Vips
Por

En septiembre de 2013, la operadora llegó a un convenio con Walmex por un monto que ascendió a los 8,200 millones de pes...