La diabetes esclaviza a 6.4 millones de mexicanos y el problema crece. Clínicas del Azúcar es una empresa con ideas innovadoras que lucha por revertir el problema.

 

 

 

PUBLICIDAD

La sociedad mexicana se consume en un círculo vicioso de mala alimentación, obesidad y diabetes que le cuesta al país 7,784 millones de dólares, según la fundación IDEA. Se trata de una realidad que merma y tortura a 6.4 millones de mexicanos, de acuerdo con los datos de la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2012.

Ante ese problema, Javier Lozano fundó Clínicas del Azúcar con el sueño de que la atención hacia esta enfermedad fuera sencilla y al alcance de todos.

Ingeniero en Física Industrial por el TEC de Monterrey y con un MBA con especialidad en Innovación en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en ingles), Javier encontró en la diabetes, un reto, y en el estudio de las tecnologías más recientes en el tema, una motivación.

 

Clínicas con calidad de vida

Clínicas del Azúcar nació hace dos años con ayuda de Ashoka. Hoy, da un paso más en la búsqueda de una solución al problema de la diabetes, al continuar en la competencia Changemakers Transforming Health Systems: Gamechanging Business Models.

“Llevar el proyecto a más mexicanos es el empuje del premio obtenido”, afirma Javier Lozano en entrevista con Forbes México.

Con 5,000 pacientes atendidos en 2013 y un ahorro estimado de 25 millones de pesos en cuestiones como amputaciones, cegueras u otras complicaciones, Clínicas del Azúcar está en el camino de alcanzar esa meta.

Aunque el reto continua. Menos del 20% de los pacientes con diabetes en el mundo siguen el tratamiento al pie de la letra, debido al costo que representa la compra de medicamentos y el pago de análisis, de acuerdo con el Management Program del hospital metodista de Houston.

En Clínicas del Azúcar, un buen diagnóstico y un trato más humanizado, sin costo alguno, son el sello distintivo. Además, el paciente es el que decide si continua el tratamiento y, si acepta tratarse en las clínicas, se le confecciona un plan anual a la medida de sus necesidades y con un análisis detallado de su situación económica. Todo el tratamiento se lleva a cabo en un mismo lugar.

“Esto reduce el costo más del 70% y el tiempo en más del 80%, además de llevar el expediente del paciente, haciéndole más fácil el tratamiento y llevadera la enfermedad”, comenta Javier.

A nivel empresarial, la diabetes reduce la productividad hasta en un 30%. Por esta razón , Clínicas del Azúcar implementa el  programa Empresa Afiliada, donde existe una gran gama de beneficios e inclusive llevan el programa al lugar de trabajo.

 

Un futuro menos dulce

Con dos clínicas en funcionamiento y tres más por abrir, todas en Nuevo León, Clínicas del Azúcar busca mejorar el panorama de la diabetes en México.

“Ha cambiado mucho la población: anteriormente era más joven, los hábitos alimenticios se encarecieron; el cambio de población fue mucho más rápido de lo que lo hicieron el IMSS o el ISSSTE”, afirma Javier, y agrega: “Las instituciones de salud deberán ver con quién se apoyan o que innovaciones implementan para volver más eficiente la atención”.

Invirtiendo en procesos eficientes para la prevención y el tratamiento de la diabetes, lo primordial para Clínicas del Azúcar es el impacto social. Esto se ve reflejado en los costos de entre 2,000 y 3,000 pesos por paciente en cada tratamiento, a comparación de los 10,000 pesos que en promedio puede gastarse una persona que vive con este padecimiento. El volumen de pacientes hacen posible estos costos.

“Buscamos siempre una solución de conveniencia integral, que le funcione realmente al paciente”, afirma Javier.

Así, en una carrera a contrarreloj, Javier piensa para el futuro cuadruplicar el numero de tratamientos, abrir clínicas en todo México, pero, sobre todo, siempre brindar un trato digno y eficiente a sus pacientes.

Clinicas de Azucar 21

 

Siguientes artículos

¿Qué ruta seguirá la economía en 2014?
Por

Según los pronósticos, que apuntan a un lento arranque de la actividad económica, las empresas de alimentos y bebidas, e...