Reuters – El Comité Olímpico Internacional (COI) aseguró el miércoles a un ansioso Japón que los Juegos Olímpicos de Tokio serán seguros para atletas y la comunidad anfitriona, en medio de una creciente oposición al evento y miedo a que provoquen un repunte en los casos de COVID-19.

Hablando en Tokio junto a altos funcionarios japoneses, el jefe del COI, Thomas Bach, dijo que creía que más del 80% de los residentes de la Villa Olímpica serían vacunados o inscritos para vacunación antes de los Juegos, que comenzarán el 23 de julio.

Rechazó los crecientes pedidos para cancelar el magno evento del deporte mundial, que ya se postergó una vez debido a la pandemia, y afirmó que otros eventos deportivos habían demostrado que los Juegos Olímpicos podrían seguir adelante con fuertes precauciones contra el COVID.

Los comentarios de Bach se dan mientras Japón libra una batalla contra una cuarta ola de infecciones, aunque una lenta campaña de inoculaciones ha socavado la ya inestable confianza del público en que los Juegos deberían continuar.

“Junto con nuestros socios y amigos japoneses, sólo puedo volver a enfatizar este compromiso total del COI de organizar juegos olímpicos y paralímpicos seguros para todos”, dijo Bach. “Para lograr esto, ahora estamos completamente enfocados en la realización de los Juegos Olímpicos”.

Menos del 30% de los médicos en las principales ciudades de Japón han sido vacunados contra el coronavirus, cuando faltan sólo 65 días para el inicio de los Juegos Olímpicos, reportó el diario Nikkei.

Las cifras del gabinete mostraron esta semana que tres meses después de la campaña de vacunación de Japón, menos del 40% de sus trabajadores médicos estaban completamente inoculados.

Sigue la información sobre el mundo en nuestra sección internacional

El problema es especialmente grave en Tokio, que alberga los Juegos, y otros grandes centros de población, donde la tasa de trabajadores médicos completamente vacunados fue inferior al 30%, agregó el Nikkei.

Gran parte del suministro de vacunas se concentró en los grandes hospitales y hubo problemas en los sistemas de reserva para el personal médico, afirmó la nota.

La lentitud de las vacunaciones de médicos y enfermeras ha sido una de las quejas citadas por los grupos médicos que se oponen a los Juegos.

Bach dijo que el COI haría su parte para mantener la seguridad del público japonés, al tener personal médico adicional como parte de las delegaciones del CON para apoyar las operaciones médicas y la estricta implementación de las contramedidas del COVID 19.

Gran parte de Japón, incluidas Tokio y Osaka, se encuentra en estado de emergencia hasta fin de mes para controlar las infecciones. La prefectura sureña de Okinawa solicitará su propia declaración de emergencia ya que los nuevos contagios alcanzaron niveles récord, dijo el miércoles.

Síguenos en Google Noticias para mantenerte siempre informado

Japón apunta a vacunar a la mayoría de sus 36 millones de personas mayores de 65 años para fines de julio. Para alcanzar ese objetivo, espera realizar alrededor de un millón de inyecciones al día, o tres veces más rápido que el ritmo actual.

Hasta ahora, solo el 3.7% de la población de 126 millones ha recibido al menos una inyección de vacuna, la tasa más baja entre los países ricos.

 

Siguientes artículos

EU dice que una acción de la ONU sobre Oriente Medio no ayuda
Por

El Consejo de Seguridad de 15 miembros celebró su tercera reunión privada en una semana para tratar el conflicto más vio...