El gobierno de Costa Rica firmó la ley 9597 este jueves 16 de agosto, la cual permite a los centros penitenciarios del país bloquear las señales de telefonía celular dentro de estos lugares.

La rúbrica del documento la llevó a cabo Carlos Alvarado, presidente de Costa Rica; Marcia González; ministra de Justicia y Paz; y Luis Adrián Salazar, ministro de Ciencia, Tecnología y Telecomunicaciones.

El objetivo que persigue esta regulación es reducir los delitos que se cometen a través de estos dispositivos en las cárceles costarricenses, ya que de 2014 a 2016 se presentaron 613 delitos de timo y 354 de estafa según información de la Organismo de Investigación Judicial (OIJ).

PUBLICIDAD

Te puede interesar: Woment Export, la iniciativa costarricense para impulsar a las mujeres

Para hacerle frente a esta situación, en los últimos años la policía penitenciaria de Costa Rica aumentó la incautación de teléfonos celulares en las prisiones, la cual pasó de 3.268 aparatos en 2015 a 3.589 en 2017. Sin embargo, dichas acciones no dieron los resultados esperados.

Diversos representantes de los Ministerios de Justicia y Paz, Seguridad, y Ciencia y Tecnología, tienen 9 meses para realizar cambios en el reglamento de los centros de detención para encontrar soluciones tecnológicas y de impedir la prestación de servicios de telecomunicaciones inalámbricos en los recintos.

La ley recibió primer debate de los diputados de Costa Rica el 24 de mayo de este año, y obtuvo el aval definitivo el 29 de julio.

 

Siguientes artículos

Cooperativas de México deben aprender de las de América Latina
Por

El país azteca tiene 624 cooperativas de ahorro, pero solamente 155 están autorizadas por la Condusef.