La revista Time eligió como la persona que más influyó, “para bien o para mal”, en los acontecimientos mundiales en 2016 al presidente electo de los “Estados Divididos de América”, el magnate Donald Trump.

Trump fue elegido entre 11 candidatos finales. En segundo lugar quedó la demócrata Hillary Clinton, por ganar el voto popular en los comicios del 8 de noviembre.

El anuncio fue hecho por la editora en jefe de Time, Nancy Gibbs, en el programa “Today” de la cadena NBC, donde destacó que el magnate desafió las expectativas y rompió tantas reglas, además de haber derrotado a dos partidos políticos, tanto en los comicios internos republicanos como con su victoria ante Clinton.

“Nunca se ha visto una persona que haya destacado (en el mundo político de EU) de esa forma tan poco convencional”, subrayó Gibbs.

“Es un gran honor, significa mucho”, fueron las palabras de Trump en una entrevista telefónica en dicho programa poco después de que se dio el anuncio.

“No he hecho nada para dividir a los estadounidenses, estaban ya divididos”, agregó.

 

Te interesa leer: Por “alto costo”, Trump cancela a Boeing construcción del Air Force One

En su portada, la publicación define al republicano como el “presidente de los Estados Divididos de América”, en alusión al reto que enfrentará Trump al tomar las riendas de un país polarizado.

La revista explica que ésta es la elección número 90 de la persona del año en su historia.

También en portada, Time se pregunta sobre si su designación de este 2016 “¿es para bien o para mal?”.

La revista donde Trump aparece en la portada estará a la venta el próximo viernes.

¿Qué significa ser Persona del Año?

El título va a “la persona o personas que más afectaron las noticias y nuestras vidas, para bien o para mal, e incorporó lo que era importante en el año, para bien o para mal”, escribió el ex Editor Gerente de Time, Walter Isaacson, en el número de 1998.

Eso significa que la persona no es necesariamente un héroe -Adolf Hitler, por ejemplo, fue Persona del Año en 1938, con una portada que le mostraba jugando un órgano horrible y una línea de cubierta alabando: “Del organista profano, un himno de odio. “Stalin obtuvo el asentimiento dos veces, mientras que la selección de Irán Ayatullah Khomeini en 1979, cuando la revista lo llamó “el místico que encendió el fuego del odio”.

Y algunas opciones han sido ambiguas; Tomar Newt Gingrich, que era un héroe para algunos y una amenaza para los demás.

 

Siguientes artículos

Los 10 videos más vistos a nivel mundial en YouTube durante 2016
Por

Como cada año, la plataforma de streaming de video dio a conocer cuáles fueron los más virales y que sumaron millones de...