En México, cerca de 190 mil personas mueren cada año por enfermedades cardiovasculares, siendo la causa número uno de fallecimientos en el país y en el mundo. Por esta razón, este 29 de septiembre se celebra el Día Mundial del Corazón, para hacer consciencia sobre los factores de riesgo asociados a estos padecimientos.

El tema cobra todavía mayor importancia este 2020 ante las actuales condiciones de salud pública. “El COVID-19 aparentemente es mucho más agresivo en pacientes con obesidad, diabetes o con enfermedad cardiovascular previa”, señala Max Saráchaga, director Médico de Amgen México, compañía especializada en el desarrollo de medicamentos biotecnológicos.

El especialista apunta que, en el país, prácticamente la mitad de la población adulta tiene el colesterol alto, factor determinante para que pueda ocurrir un evento cardiovascular. Si bien hay elementos que no se pueden cambiar (como la edad); otros, como la obesidad, el sedentarismo y el tabaquismo sí son modificables fácilmente.

Para ello, las personas deben llevar a cabo un cambio importante en sus hábitos diarios. “Si existe sobrepeso, corregirlo con ejercicio y dieta. Hay que mantener un peso adecuado y llevar un estilo de vida que no incluya fumar, por supuesto”, sostiene.

Día Mundial del Corazón
Foto: Ashkan Forouzani/Unsplash.

También te puede interesar: ¿Sirven los smartwatches o las fitbit para detectar COVID-19?

Los largos meses de confinamiento, provocados por la actual crisis de salud, podrían tener un impacto negativo en la salud de las personas; quienes al ejercitarse menos de lo habitual estarían incrementando sus niveles de colesterol malo. Por esta razón es importante que, tomando las medidas necesarias, se retome la actividad física en áreas abiertas o, incluso, dentro de casa. Es necesario empezar a ejercitar el cuerpo con el objetivo de evitar una complicación mayor.

Para el especialista de Amgen, disminuir los riesgos de sufrir una enfermedad del corazón es más importante hoy que en el pasado, al menos mientras tengamos este virus entre nosotros. Hay que tener especial cuidado con quienes ya sufrieron un accidente cerebrovascular con anterioridad, ya que tienen mucho mayor riesgo ante esta pandemia.

Guerra frontal a las enfermedades cardiovasculares

Por lo anterior, es necesario que las personas acudan con su médico a revisar sus niveles de colesterol, porque éste es asintomático, y si están fuera de la norma recomendada es vital tener claro si se pueden manejar con ejercicio, dieta y suspender hábitos de vida poco saludables. “De no poder manejarse así, habrá que iniciar con estatinas. Si no se obtienen los resultados esperados, entonces, agregar algunas de las nuevas opciones biotecnológicas, para que el riesgo de presentar un evento cardiovascular se reduzca de manera significativa”, resalta Max Saráchaga.

Día Mundial del Corazón
Foto: Clique Images/ Unsplash.

Si bien las estatinas son un tipo de medicamentos que desde hace tiempo se toman para reducir los niveles de colesterol malo, algunas personas no logran a través de ellas bajarlos a niveles considerados normales, por lo cual combinar sus tratamientos con algunos medicamentos biotecnológicos les permiten obtener mejores resultados.

Para esto, los pacientes deben permanecer bajo un estricto apego a sus tratamientos; puesto que una vez que se presentan altos niveles de colesterol malo, dicho padecimiento no se cura: deben convivir con ello el resto de su vida.

Día Mundial del Corazón
Foto: Hush Naidoo/ Unsplash.

En este Día Mundial del Corazón, el director Médico de Amgen hace una última recomendación: “Acuda a su médico, siga sus instrucciones, cambie sus hábitos de vida y démosle una guerra frontal a las enfermedades cardiovasculares, que son la causa número uno de muertes en nuestro país”.

También te puede interesar: Diabetes: La otra pandemia que enfrenta México

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

Suscríbete a nuestro newsletter semanal aquí