Los inversionistas reaccionaron al anuncio de que las exportaciones de China cayeron un 18.1 %, mientras que las importaciones aumentaron un 19.1%.

 

Wall Street moderó las pérdidas en la recta final y el Dow Jones, su principal indicador, cerró con un descenso del 0.21 % en una jornada marcada por los malos datos económicos procedentes de China.

Ese índice, que agrupa a 30 de las mayores firmas del país  cerró en las 16,418.68 unidades; el selectivo S&P 500 cayó 0.05% para situarse en los 1,877.17 enteros; y el tecnológico Nasdaq cedió 0.04% para cerrar en los 4,334.45 puntos.

PUBLICIDAD

Los inversionistas reaccionaron al anuncio de que las exportaciones de China cayeron un 18.1%, mientras que las importaciones aumentaron un 19.1%.

Así, el déficit comercial de la segunda mayor economía del mundo en febrero fue de 22,980 mdd, el primero en 11 meses desde abril de 2013.

Asimismo, se conoció que el PIB de Japón creció un 1.5% durante 2013, una décima menos de lo calculado inicialmente por los analistas.

Al final del día, más de dos tercios de los treinta valores del Dow registraron pérdidas, encabezadas por la aeronáutica Boeing (-1.28%), el grupo informático IBM (-0.69%) y el fabricante de productos deportivos Nike (-0.6%).

Las ganancias fueron  encabezadas por la tecnológica Intel (0.81 %), por delante de la petrolera Chevron (0.66 %) y el grupo sanitario UnitedHealth (0.62 %).

Las acciones de la bananera Chiquita Brands se dispararon 10.7 % tras anunciar la compra de la firma irlandesa Fyffes por 526 millones de dólares, que crea la mayor distribuidora mundial de bananas con un valor conjunto de mil millones de dólares.

En México, el principal índice cerró con una pérdida de 0.62% en las 38 ,671.01 puntos, las acciones que más perdieron fueron las de Azteca que cayeron 3.80%. Las de América Móvil ganaron 0.05% y las de Televisa 1.03%, esto después de que el viernes pasado fueran declaradas agentes preponderantes por el Ifetel.

 

Siguientes artículos

Banxico advierte sobre el uso del Bitcoin
Por

La adquisición y el uso de estos activos conllevan un alto riesgo de depreciación y, por ende, de pérdidas monetarias, s...