La empresa de drones Matternet, cofundada por la dominicana Paola Santana, hizo una serie de pruebas en Malawi con el apoyo del gobierno de ese país y del Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef). La idea es probar el uso de vehículos no tripulados (drones) para explorar los costos y la efectividad al reducir drásticamente los tiempos de espera de las pruebas de VIH en los niños recién nacidos.

“A principios de marzo estuvimos en África con Unicef, nuestro más reciente socio, impulsando por vez primera el uso de drones para el transporte autónomo de diagnósticos y medicina, beneficiando a personas afectadas con VIH/Sida”, cuenta Santana, quien junto a otros dos emprendedores fundaron Matternet en 2011, cuando se egresaron de Singularity University, con la idea de desarrollar drones exclusivos para el transporte, capaces de llevar cargas de hasta 2 kilogramos en distancias de unos 20 kilómetros. Por un lado fabrican sus propios drones, los Matternet ONE, y por otro desarrollan aplicaciones necesarias para volarlos, generando una plataforma fácil y amigable.

Durante las pruebas, se transportaron muestras simuladas y de comprobarse su éxito, este método podría ser integrado al sistema de salud del país africano junto con otros mecanismos como el transporte terrestre o los mensajes vía SMS.

El primer vuelo de prueba completó con éxito la ruta 10 kilómetros sin obstáculos viajando de un centro de salud comunitario al laboratorio Hospital Central Kamuzu. “El VIH sigue siendo un obstáculo para el desarrollo en Malawi y cada año alrededor de 10,000 niños mueren de VIH”, dijo Mahimbo Mdoe, representante de Unicef en Malawi. Para las autoridades de ese país, esta innovación podría ser el avance en la superación de los retos de transporte y los retrasos asociados experimentados por los trabajadores de la salud en las zonas remotas del país.

PUBLICIDAD

Los drones ya se han puesto a prueba en zonas rurales de otros países como Haití, República Dominicana, Bután y Papúa Nueva Guinea de la mano con entes gubernamentales, así como organismos internacionales como Médicos Sin Fronteras y la Organización Mundial de la Salud.

Además, la empresa ha conseguido entrar en zonas más desarrolladas, tal es el caso de Suiza, donde han conseguido una certificación de la Aviación Civil Suiza para operar drones de manera comercial.

Esto convierte a Matternet en la única operadora del mundo cuyas operaciones y drones tienen certificación de una agencia de aviación civil.

 

Siguientes artículos

euro-negocios
Unión Europea va contra evasión fiscal de multinacionales
Por

La nueva regla fue pactada por las autoridades el pasado 8 de marzo, pero fue oficializada este miércoles en Bruselas du...