La propagación de coronavirus por el mundo no sólo ha afectado a la economía global y a las empresas trasnacionales, las repercusiones por esta enfermedad comienzan a generar temor y preocupación en algunos comerciantes del centro histórico de la Ciudad de México, quienes se dedican a vender artículos orientales, famosos por su precio y durabilidad.

Ante la declaración de pandemia de Covid-19 por la Organización Mundial de la Salud (OMS), algunas industrias en México como la automotriz comienzan a especular sobre la falta de insumos por la interrupción envíos de China; situación similar que preocupa a algunos comerciantes mexicanos y orientales de la capital del paìs.

En la esquina de las calles Apartado y República de Argentina, de la colonia Centro, está ubicado uno de los centros de venta mayorista y minorista de artículos asiáticos en la CDMX. De bajo de las lonas multicolor de ese sitio, cuelgan de las rejas los monederos, mochilas y artículos de colores fosforescentes envueltos en empaques de celofán.

Lee también: OMS declara pandemia por el coronavirus Covid-19

Martín, quien explicó ser la mano derecha de su “patrona”, vende paraguas de procedencia china en un local de la Central de Mayoreo, quien explicó que desde hace varias semanas están trabajando con la mercancía que tenían almacenada en bodega desde el año pasado, ya que no hay ingreso de nuevos pedidos.

“Mucha mercancía está atorada en los barcos, no la dejan desembarcar”, por lo tanto los comerciantes se ven obligados a limitar el número de venta a los clientes más fieles, así como a no elevar el precio para no perder la competitividad, detalló en entrevista para Forbes México.

Luego de que el precio del dólar se disparó por la incertidumbre del impacto económico a nivel global por el coronavirus, el comerciante externó que ese es un hecho que agrava aún más la situación, puesto que como mayorista tiene que comprar la moneda estadounidense para pagar con esa misma medida a su proveedor.

“Los comerciantes de la calle me dicen: `a mí ni me afecta que suba el dólar´, pero lo que no saben es que uno tiene que comprar dólares para pagarle al proveedor con dólares. Eso provoca que subamos el precio de nuestra mercancía y que ellos también lo hagan”, subrayó el vendedor.

Te puede interesar: Coronavirus también está afectando a las grandes empresas

A unas cuantas calles del conocido Barrio Bravo de Tepito, está el local del que Maribel es encargada, ya que los dueños son unos orientales. La vendedora comentó que la mercancía que ofrecen a la venta es la que pidieron desde inicio de año, por lo que sus jefes están despreocupados por un “desabasto”, pero refirió que no quieren pedir más mercancía por el problema de salud en China.

Un mayorista de nombre José, que se dedica a vender ropa, coincidió en que el producto que ofrece al público es el que compró desde enero de 2020, por lo que no le inquieta la posible escasez del mismo, aunque refirió que le advirtieron que en unos tres meses se detendría el ingreso de su mercancía al país.

“No tengo cifras exactas, pero sí han disminuido las importaciones de manera importante. Nadie quiere traerse el virus a sus casas, pues una vez que llega a México tienes que tratar con los artículos recién desembarcados”, refirió otro mercante a este medio de comunicación.

Ante dicha especulación, algunos negociantes expresaron que prefieren esperar a que la situación de salud se controle en China para reanudar las compras, aunque otros temen que si para septiembre de este año no se soluciona el problema o aumenta, se verán en una seria crisis.

Lee también: Bolsa mexicana cae 2.24% a su peor nivel desde agosto de 2019

Esta reducción de productos chinos al país representa un área de oportunidad para los productores mexicanos, por lo que pueden ofrecer los artículos elaborados en México, aseguró la Cámara de Comercio Servicios y Turismo en Pequeño (Canacope) de la Ciudad de México

De acuerdo con esta organización, China representa el segundo socio comercial de México, aún sin un tratado comercial de por medio, puesto que esta nación es el tercer principal destino de las exportaciones y el segundo origen de las importaciones mexicanas.

Apuntó que el país asiático tiene un intercambio de más de 60 billones de dólares con el país, sin embargo la inversión es un punto débil, pues la inversión de China en México es de 18 millones de dólares.

“China es el cuarto destino de las exportaciones mexicanas a nivel mundial y el segundo proveedor de importaciones, al representar 17.6% de lo adquirido en territorio nacional”, compartió la cámara a través de un comunicado de prensa.

 

Siguientes artículos

turismo México coronavirus
Turisteros mexicanos ven oportunidad de crecer con el coronavirus
Por

La pandemia que llegó a destinos principales en Asia, Europa y Estados Unidos será un factor para que los viajeros nacio...