Claves para reinventar el negocio de la moda” es el título de la sesión sobre moda que organizó Pilar Riaño en Barcelona en 2019. Estas jornadas anuales apuntan con su título a los temas más relevantes para el sector en el año. ¿Será que en este momento de desconcierto en el que la transformación digital está barriendo del mapa a muchos jugadores, solo nos queda mirar hacia fuera para aprender como otros sectores están librando esta batalla?

Durante esta jornada de reflexión, se comparó el sector de la moda con el sector de la restauración, con el del automóvil e incluso con el de la música. No falto tampoco la referencia a Walmart. Aunque es un referente que nos queda lejos de España, es casi el único incumbente del retail que ha luchado la batalla del online y tirando de talonario, va sobreviviendo la guerra digital.

Para comenzar la jornada, uno de los fundadores del grupo Larrumba compartió con los asistentes su experiencia de digitalización. ¡Qué descubrimiento entender como un grupo de restauración tradicional, utiliza la tecnología para conocer al cliente (gestión del dato), para fidelizarlo, para maximizar el aprovechamiento de las mesas y sus espacios y para mejorar su rentabilidad! Los propietarios de. La Maruca, Habanera o Perrachica han descubierto que la tecnología no sólo reduce costes de operación, sino que su auténtico potencial reside en conocer mejor a tus clientes, en saber cómo fidelizarlo y como aportarles valor.

¿Ese parece el sector de la moda al de la música en algo? ¿Será completamente transformado por la revolución digital? ¿Será un sector en el que los jugadores tradicionales desaparecen rápidamente para ser remplazados por nuevos actores digitales? Esta comparación surgió de forma recurrente en el debate para concluir que en la moda no hablamos de bits sino de átomos y que esto tiene una complejidad adicional. Incluso decimos que esos átomos tienen atributos intangibles que nos provocan una reacción emocional. Parece que la digitalización de una industria que inventa, fabrica y distribuye productos físicos tiene retos adicionales. Y nos llevó a explorar el sector del automóvil y la movilidad.

¿Ha sido forzado el sector del automóvil a redefinir su ámbito de actuación y su entorno competitivo? ¿Por qué ya no se llaman a sí mismas marcas de automóvil sino marcas de movilidad Audi, BMW o Mercedes? Ya no venden coches, pero venden el uso de los mismos. ¿Es esta la siguiente etapa para las marcas de moda? Aunque la realidad es que los proyectos de alquiler y de compartir ropa siguen sin despegar ni en Europa ni en EU, parece que este modelo de negocio apunta a un escenario posible. ¿Tendremos que redefinir el sector de la moda para llamarlo el sector de…? Les invito a que pongan ustedes el nombre. ¿Como llamaríamos a una industria que nos proporciona el beneficio de la moda en forma de servicio, en vez de en forma de camisetas, faldas y vestidos?

Los consumidores de hoy hemos sido malcriados por Amazon entre otros en la inmediatez de lo digital. Tenemos altas expectativas en cuento a rapidez de servicio y respuesta. La investigación nos muestra que 1 segundo de retraso de respuesta supone para Amazon unos 1600 millones de euros en ventas. La magnitud de estos datos apunta a que la moda debe transformarse y rápido porque se enfrenta a un mercado que se lo exige.

¿Puede la moda aprender de otros sectores? Parece que mucho a la luz de las experiencias de la restauración y los coches. La ventaja es que además la moda cuenta con el know how de saber crear experiencias y contar historia. Sólo falta la convicción que lo que se venden es sobre todo un servicio. Las empresas de automóviles hablan de movilidad. ¿Debemos en moda hablar de otra cosa? Este proceso de cambio es difícil. Además, a la vista está que siempre es más complicado gestionar los átomos que los bits.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @MARIAGIRON

Página web: Observatorio del Mercado Premium IE / María Eugenia Girón

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Juez suspende retiro de scooters Grin en CDMX
Por

Luisa Hortensia Priego Enríquez, juez decimotercero otorgó la suspensión provisional a la compañía y ordenó a las autori...