¡Llegó el momento de volver a la universidad! Luego de un posgrado en ‘Strategy and Innovation’, he comenzado en la misma universidad otro en ‘Global Business’ con un grupo fantástico de personas que viaja desde lugares como Moscú, Seattle, Mónaco, Singapur o Shanghai a Oxford, uno de esos sitios donde pasado, presente y futuro logran convivir gracias al conocimiento. Qué maravilloso es seguir el camino del conocimiento… anímese a volver a estudiar, nunca sobra.

Y de nuevo como estudiante llega el ‘tsunami’ de lecturas, como ‘The Culture Map: Breaking Through the Invisible Boundaries of Global Business’ de Erin Meyer (2015), que presenta la relevancia de la historia y expresiones culturales locales y regionales, en el contexto y desarrollo laboral y de negocios global. Una guía que le puede ayudar a pensar cómo personas de orígenes totalmente diferentes pueden trabajar armoniosamente juntas.

Según la lectura, los latinos, en términos generales, somos similares: flexibles con los tiempos de entrega, sensibles ante la retroalimentación negativa, mayormente interesados en los conflictos e intereses de entorno laboral, con altos niveles de entrega y compromiso buscando siempre quedar bien, y altamente enfocados en el desarrollo de relaciones personales con los compañeros de oficina.

Sin embargo, entre más se conocen y se hacen negocios en los destinos, se entiende que hay contextos específicos, que generan las diferencias ‑en este caso- entre los mismos latinos. Los comportamientos ante situaciones puntuales harán la diferencia a la hora de cerrar un acuerdo o presentar servicios ante un cliente potencial.

PUBLICIDAD

 

Dónde

En este caso decidimos pensar en ciudades de la región donde elementos como el número de HUBs multinacionales, porcentaje de participación dentro del PIB país, nivel de desigualdad y otros elementos relacionados con desarrollo de industrias y estilos de vida; concluyendo que el corredor entre CDMX, Bogotá y Sao Paulo maneja ese nivel de relevancias y diferencias en el entorno regional que se buscan.

Sólo citando el caso del PIB con relación país, Sao Paulo representa el 14.26% de Brasil, sucediendo respectivamente con Bogotá (25%) y CDMX (16.5%). En el caso de los corporativos regionales, en Brasil y México se acumulan la mayoría, es posible que el caso de Colombia no sea el mismo, sin embargo dentro de los centros de operaciones ‘Centro América-Caribe-Andina’ siempre será el centro del consumo cosmopolita.

Cuando hablamos de la participación de la clase media emergente (o vulnerable) en las tres ciudades bordea el 40% de la población, el consumo en bienes y experiencias de lujo en el público afluente también es similar (con menor oferta en Bogotá), además de la pobreza extrema (promedio 6% en las tres ciudades).

Las tres ciudades también manejan un sistema urbanístico con barrios de segmentos altos y bajos alejados del centro, que atomiza los segmentos sociales, aumenta el tráfico, muestra el contraste estético, generan mayor inseguridad, etc.

 

Experimento

Se pensó en nueve actividades comunes en la agenda del turista de negocios, unas estarán relacionadas con el propósito comercial, otras con trabajos de campo comunes, y finalmente las que tienen que ver con el estilo de vida del visitante temporal. Se visitaron  las tres ciudades entre febrero y marzo, buscando contarlo desde la experiencia, por supuesto dé por descontado que cada una es un gran lugar para hacer negocios.

Razón de fondo

Para varios antropólogos, sociólogos, publicistas y otros expertos locales y regionales, las sutiles diferencias entre las tres ciudades parten de un contexto histórico, donde los mexicanos tienen una historia amplia como parte de la servidumbre española, los colombianos viven en un limbo que es consecuencia de la cultura de guerra y corrupción de la última década, y los brasileros están cerrados socialmente a partir de un contexto histórico donde llegaron a sentar monarquía y corte.

Será importante tener en cuenta que en cada industria esta comparación puede funcionar diferente, y que es relevante en América Latina tener en cuenta estas sutilezas para lograr hacer negocios, evitar malinterpretaciones de forma, y conseguir generar relaciones que duren lo suficiente para generar porvenir. Hora de seguir viajando y haciendo negocios.

 

Siguientes artículos

Gazel invertirá 225 millones y ‘cambiará de piel’ durante 2018
Por

La empresa de Gas Natural Vehicular, Gazel, invertirá 225 millones de pesos (mdp) durante 2018 y parte del próximo año....