Por Javier Arreola y Juan Carlos Murillo*

Continuamos con el diagnóstico de las tendencias que serán claves en 2019.

4) Despegarán los servicios de vehículos autónomos para la entrega a domicilio

En 2018 dio inicio a la carrera de los vehículos autónomos para entregar productos a domicilio. En el Reino Unido, la compañía Startship Tecnologies hizo historia al ofrecer el primer servicio de entrega a domicilio vía un robot completamente autónomo a nivel mundial.

PUBLICIDAD

Y durante todo el año no pararon de surgir grandes alianzas entre importantes cadenas de supermercados y compañías automotrices y de robótica. Entre ellas destacaron:

  • La del gigante minorista Walmart con la automotriz Ford con el fin de explorar el uso de vehículos autónomos para repartir sus productos a domicilio.
  • La de la automotriz Toyota con la pizzería Pizza Hut para explorar cómo aprovechar su modelo de vehículo eléctrico autónomo, e-Palette, en el reparto de comida.
  • La de Kroger —la mayor cadena de supermercados de EU— con la startup de robótica Nuro, que arrancaron un servicio de entrega de comida a domicilio vía el vehículo eléctrico autónomo R1.

Los vehículos autónomos de reparto costarán un 40% menos que los métodos convencionales para entrega de “última milla”, por lo que incorporarlos en el mercado global de paquetería —un mercado de US$350 mil millones— es bastante atractivo y este 2019, todos los interesados harán lo posible por ser de los pioneros.

5) Habrá una destacada convergencia entre AI y ciberseguridad, para bien y para mal

En 2019, los riesgos cibernéticos irán más allá de la extracción de información y datos confidenciales, o de las fallas en microchips. En primer lugar, el ransomware seguirá como un dolor de cabeza, ya que continuarán con la tendencia de apuntar menos al público masivo y concentrarse más en las redes empresariales y los teléfonos celulares. La sofisticación pasará por la incapacidad para recuperar parte de la información infectada y por la toma de decisiones mediante AI.

En segundo lugar, la AI también ha aumentado sus capacidades para realizar el ingreso de sistemas por fuerza bruta, suplantación de identidad u otro tipo de engaños. Una aplicación es la corrupción de las defensas de los detectores de ciberataques, ya que a partir de redes de confrontación generativas —GANs, por sus siglas en inglés— se pueden poner en contacto dos redes neuronales para adivinar qué algoritmos usan los diseñadores de la ciberseguridad.

Otro ejemplo puede ser el hackeo y la toma de control por parte de la AI de sistemas ciberfísicos, principalmente de infraestructura, con potencial de afectación a millones de personas. Finalmente, en 2019 también veremos avances en la construcción de mejores modelos de detección de ciberataques, intentos de hackeo de blockchains —especialmente de contratos inteligentes— y de cifrados con los primeros modelos de computadoras cuánticas.

6) Las empresas más tradicionales buscarán transformarse digitalmente

En 2019, las empresas tendrán que privilegiar se encuentran analizar qué acciones son repetitivas para automatizarlas y reorganizar a los seres humanos para que se encarguen de pensar e innovar formas en que sus productos ofrezcan soluciones personalizadas a los clientes. La organización Agile será clave para transformar cómo trabajan las empresas, que funcionarán más como equipos de equipos persiguiendo objetivos específicos a través del uso de datos y la colaboración. Igualmente, dados los altos niveles de estrés, veremos mayor número de tecnologías que monitoreen el bienestar en las áreas laborales.

El año que comienza también implicará una evolución en el rol del Director de Información (CIO, por sus siglas en inglés), quien tendrá que evolucionar su rol, enfocadocándose en la recolección, el resguardo y el uso estratégico de la información. En compañías que así lo ameriten, también se crearán más figuras de Director de Datos (CDO, por sus siglas en inglés), con roles que van desde la protección de datos hasta su uso ético, tanto por empleados como por algoritmos.

7) Compañías tecnológicas irrumpirán en cuidado de la salud

En los últimos años hemos visto una explosión en el uso de relojes inteligentes, contadores de pasos y wearables similares. Sin embargo, será en 2019 cuando realmente explote el Internet de las Cosas (IoT, por sus siglas en inglés) alrededor del estilo de vida. El interés de las tecnologías de consumo no es nuevo, pero sí su consolidación. Por ejemplo, Amazon y Apple comenzaron en 2018 sus propias clínicas, Apple está enfocando su nuevo reloj inteligente en el cuidado de la salud, mientras que Google nombró al CEO de Geisinger Health System’s como director de salud digital.

La aplicación de la tecnología blockchain por parte de privados y el interés de la FDA estadounidense por su uso también se está traduciendo en la exigencia de monitorización remota con prácticas transparentes y éticas. Las empresas de atención médica sentirán nuevas presiones que los obligarán a poner énfasis en la participación del paciente y mejorar la relación costo-beneficio de la atención médica.

Finalmente, las tiendas de conveniencia también estarán tentadas a tener mayor participación en el sector. Ya el año pasado, Amazon compró la empresa de servicios farmacéuticos PillPack y CVS compró la aseguradora Aetna. Para este año, podemos esperar que tiendas como Walmart o Walgreens hagan una adquisición en el sector, y que las farmacias continúen realizando experimentos de clínicas de salud y telemedicina.

*Ingeniero electrónico e informático mexicano y maestro en seguridad informática.

 

Contacto:

Correo: [email protected]m

Twitter: @jarreolar

Facebook: Javier Arreola

LinkedIn: Javier Arreola

Página web: Javier Arreola

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Aprovecha el crédito para formar tu patrimonio
Por

El crédito hipotecario es un excelente vehículo para hacerte de un hogar e incrementar tu patrimonio. Aprovecha hoy mism...