El candidato Andrés Manuel López Obrador afirmó este domingo que si gana las elecciones presidenciales buscará realizar una consulta pública sobre el futuro del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM).

López Obrador, quien lidera ampliamente las encuestas rumbo a los comicios del 1 de julio, detalló que la consulta podría ser conducida por el Instituto Nacional Electoral (INE) o un comité de ciudadanos.

“En la democracia es el pueblo el que decide, el que manda, no se tomará ninguna decisión sin consultar a los ciudadanos”, afirmó en un mitin en el municipio de Texcoco, donde se encuentra el millonario proyecto.

El abanderado de la coalición Juntos Haremos Historia señaló tres opciones: que se siga construyendo, con el ato costo que conlleva; que se cancele la construcción en Texcoco y se construyan dos pistas en el aeropuerto militar de Santa Lucía, o que se construya el aeropuerto con una concesión a inversionistas privados, lo que significa no destinar más presupuesto público.

El candidato también conocido por su acrónimo AMLO dijo que tras ganar los comicios, pedirá una audiencia para el 3 de julio con el presidente Enrique Peña Nieto y después de ello se abrirá el debate y el pueblo será el que decida.

“Yo pienso que podemos resolverlo a más tardar en dos meses (…) en septiembre puede ser la consulta (…) porque ya no puede esperar más tiempo”, declaró ante periodistas después de un evento de campaña en el municipio de Texcoco, donde se encuentra el millonario proyecto.

A principios de mes apenas, López Obrador habría dado su respaldo al NAIM en la reunión que sostuvo con el Consejo Mexicano de Negocios (CMN) y pidió buscar formas de financiarlo, según Juan Pablo Castañón, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE).

El político, quien de ganar la elección asumiría el cargo en diciembre, ha criticado reiteradamente la polémica obra, argumentando que está contaminada por la corrupción y que sería demasiado costosa. Cancelar su construcción tendría un millonario costo, han dicho funcionarios.

El Gobierno del presidente Enrique Peña Nieto ha defendido el proyecto y asegura que el actual aeropuerto y el de Santa Lucía no podrían operar simultáneamente y que la nueva terminal, que duplicaría con creces la capacidad del actual centro, es la mejor opción.

Las amenazas de López Obrador de eliminar el proyecto han sacudido a líderes empresariales y provocado un enfrentamiento entre él y el hombre más rico del país, Carlos Slim, quien tiene una importante participación en el proyecto.

No te pierdas: El Nuevo Aeropuerto detonará el desarrollo del país: Carlos Slim

Con información de Reuters

 

Siguientes artículos

Propuestas 2018 | El Bronco: más dinero en el bolsillo de los mexicanos
Por

Aunque no registró su plataforma política ante el INE, en su portal presenta 30 propuestas, acompañadas por una imagen,...