Por Florian Misch y Christian Saborowski/Diálogo a Fondo*

Las empresas dinámicas y en crecimiento impulsan las economías, ayudan a crear empleo, estimulan la productividad y elevan los ingresos. Por eso es fundamental que puedan crecer para aprovechar las ventajas que trae consigo el operar a mayor escala.

En nuestra más reciente investigación, analizamos la forma en que las empresas mexicanas han crecido a lo largo del tiempo, y observamos que la mayoría no han crecido lo suficiente para aprovechar plenamente los beneficios que disfrutan empresas más eficientes de mayor tamaño.

Según el estudio, la gran mayoría de las empresas no logran ni siquiera duplicar su tamaño después de transcurridos 25 años desde su creación. Este es un crecimiento muy escaso en comparación con el observado en economías avanzadas, como Estados Unidos, sobre todo si se tiene en cuenta que la mayoría de las empresas mexicanas arrancan con uno o dos empleados.

Lo bueno es que algunas empresas sí logran romper con esta tendencia, y crecen continuamente a lo largo de sus vidas. Para ilustrar gran parte de lo que marca la diferencia entre estas empresas superestrella y otras podemos fijarnos en algunos factores relacionados con las políticas públicas.

Tamaño de las empresas y desarrollo económico

¿Por qué es importante que las empresas aumenten de tamaño? La respuesta está en la fuerte correlación directa que se observa entre el tamaño de las empresas y los niveles de ingreso de diversos países, correlación que ha sido ampliamente documentada en otros estudios.

TAMBIÉN LEE: Estas empresas serían las más afectadas por los aranceles de Trump a México

La hipótesis es que cuando las empresas no crecen, la razón suele ser una falta de inversión productiva. Además, las empresas que no aumentan de tamaño no pueden aprovechar las ventajas de las economías de escala en sus operaciones.

Nuestra investigación apunta a la presencia de ese mismo vínculo en México: cuanto mayor es el tamaño medio de las empresas en un estado determinado, mayor es el nivel de ingreso per cápita en ese estado.

 

Crecimiento vitalicio de las empresas

Una importante observación empírica confirmada por el análisis es que las empresas mexicanas crecen muy poco a lo largo de sus vidas.

 

Aunque si nos adentramos en los detalles, parece ser que una pequeña proporción de empresas de buen desempeño sí logra crecer de manera vigorosa y continua. Las empresas que están en el 10% de mayor crecimiento vitalicio apenas duplican su tamaño a lo largo de sus vidas, pero las que están en el 1% de mayor crecimiento vitalicio logran quintuplicarlo (las empresas manufactureras lo multiplican hasta por ocho), lo cual supera las tasas de crecimiento observadas en las empresas promedio en Estados Unidos.

Empresas exitosas

¿Cuáles son estas empresas superestrella? Un desglose simple por tamaño y por sector nos permite ver que suele tratarse de empresas muy grandes, y que tienden a pertenecer a industrias integradas en las cadenas de suministro de América del Norte. Hablamos por ejemplo de las empresas fabricantes de vehículos y repuestos y de equipos de comunicación, así como de las empresas del sector del transporte que apoyan el comercio nacional e internacional.

¿Podría ser esto una señal aciaga de que solo las grandes empresas con acceso a la cadena de suministro norteamericana pueden crecer con rapidez? No necesariamente. Nuestro análisis indica que, al margen del tamaño o del sector, las empresas mexicanas pueden crecer a buen ritmo siempre y cuando logren resolver ciertos desafíos. Uno de ellos consiste en formalizar sus operaciones y obtener acceso al financiamiento, así como a los mercados en los principales núcleos poblacionales.  También es útil contar con múltiples establecimientos desde el inicio, y pertenecer a un sector relativamente diversificado.

Para dar una idea de la importancia económica de nuestras observaciones, el análisis predice que una empresa de carácter formal y con cuenta bancaria puede registrar un crecimiento acumulado de aproximadamente 140 puntos porcentuales mayor al de una empresa informal sin acceso a servicios financieros.

Medidas clave

Desde el punto de vista de las políticas públicas, nuestras conclusiones destacan la necesidad de ejecutar continuamente reformas estructurales. Estas medidas incluyen esfuerzos por reducir la informalidad y la evasión fiscal, limitar el uso del poder de mercado en sectores con altos grados de concentración y ampliar el acceso a los servicios financieros.

Además, las inversiones en infraestructura focalizadas pueden ayudar a conectar mejor las regiones alejadas con los principales centros urbanos del país.

* Diálogo a Fondo es el blog del FMI sobre temas económicos de América Latina.

 

 

Siguientes artículos

Fisher’s y Sonora Grill se unen para crear una nueva marca
Por

De igual manera, ambas empresas instalarán un centro de producción y distribución en el Estado de México, el cual operar...