La vida en las zonas urbanas, sobre todo en aquellas en donde la contaminación tiene altos niveles, afecta el cuerpo en todos los aspectos, físicos, psicológicos y emocionales. La piel no está exenta, de hecho es uno de los órganos que más sufren la agresión ocasionada por los agentes contaminantes.

Una tez irregular, manchas oscuras, irritación, envejecimiento prematuro, deshidratación, pérdida de firmeza, acné y hasta cáncer son algunas de las consecuencias de vivir en las grandes ciudades. Esto se debe a que la contaminación del agua y del aire trae consigo radicales libres, toxinas, metales y sales que reducen la  barrera natural de protección de la piel. Y aunque se han realizado iniciativas para reducirla aún no se gana la batalla, tan sólo en Estados Unidos en 2015 se emitieron 82 millones de toneladas de contaminantes a la atmósfera (US Envoronmental Protection Agency)

Los contaminantes microscópicos que se liberan son 20 veces más pequeños que un poro de la piel por lo que no sólo se mantienen en la superficie, sino que se infiltran en las capas más profundas y ocasionan reacciones celulares. Éstos rompen la pared de colágeno y lípidos que protegen a la piel. El resultado es que los radicales libres son moléculas inestables que se mueven en la piel en la búsqueda de electrones qué robarle a las células sanas.

Ante esta situación la industria de la belleza ha comenzado a buscar maneras de prevenir y combatir las reacciones adversas. Entre las soluciones se encuentran los productos para limpiar el rostro a profundidad, los exfoliantes, los cepillos eléctricos y los tratamientos con antioxidantes – que reducen los radicales libres.

También busca combatir la deshidratación derivada de la contaminación.

Una de las firmas que más ha realizado investigación para el cuidado de la piel de personas que habitan en zonas urbanas es Sisley. Su más reciente contribución es el suero de uso diario (después de la crema y antes del maquillaje) llamado Phyto – Blanc Brightening Daily Defense Fluid. Éste busca – entre otras cosas -brindarle uniformidad a la piel y blanquear las manchas derivadas de este tipo agresiones. Asimismo, se le ha agregado extracto de semillas de Sarraceno que es un activo anticontaminación que protege la integridad de la barrera de la piel, incluso ante las partículas más finas. Para luchar contra los radicales libres han encontrado un aliado en el ácido ascórbico-2-glucósido que tiene propiedades antirradicales que defienden la piel.

La contaminación además ha contribuido a la erosión de la capa de ozono, por lo que la piel está más expuesta a los rayos dañinos del sol, incluso en días nublados. Es por ello que firmas como ésta añaden a sus productos poderosos protectores, como el FPS 50 con una pantalla mineral de dióxido de titanio.

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

Suscríbete a nuestro newsletter semanal aquí

 

Siguientes artículos

Los viñedos mexicanos que es posible visitar
Por

Una de las actividades favoritas de todo amante del vino es la posibilidad de recorrer los viñedos y vivir la experienci...