El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que no caerá en ninguna provocación y descartó emprender cualquier acción que lleve a una confrontación con Estados Unidos, luego de que ayer el mandatario de ese país, Donald Trump, amagara con imponer aranceles a todas las importaciones de México si éste no detiene la migración ilegal.

En el mismo sentido, el titular del Ejecutivo aseguró en su conferencia “mañanera” en Palacio Nacional que su administración no actuará de manera desesperada y dijo confiar en que su homólogo estadounidense rectificará su postura.

“Creo que el presidente Trump va a comprender que no es de esa manera en que se pueden resolver las cosas. Va a haber una rectificación”, afirmó.

A tono con la carta que ayer envió a Trump –para la cual aún no ha habido ninguna respuesta–, López Obrador indicó que las medidas coercitivas no conducen a nada bueno y que todos están obligados a actuar con prudencia.

De igual forma, consideró que el posible cobro de aranceles a importaciones no conviene a los mexicanos, pero tampoco a los estadounidenses, mucho menos resuelve el problema de la migración ilegal.

Con respecto al tema migratorio, el presidente aseguró que el país está cumpliendo con su responsabilidad, sin embargo, está obligado a respetar los derechos humanos y destacó que los migrantes son seres humanos y muchos de ellos, niños que viajan solos.

Como anotó en la misiva de ayer, el mandatario indicó que el canciller Marcelo Ebrard acudirá a Estados Unidos y permanecerá en la embajada de México en Washington, a la espera de una reunión con funcionarios de ese país.

López Obrador mencionó que Ebrard presentará a la administración estadounidense los resultados de la estrategia que implementó desde hace meses para frenar la migración, a la cual calificó de “muy buena política”.

Sin dar detalles, el presidente aseguró que las medidas implementadas han dado resultado y eso debe ser del conocimiento del vecino país; una vez que el canciller presente los datos, se informarán en México.

Por otro lado, señaló que no pedirá la interrupción del proceso para ratificar el nuevo Tratado comercial México, Estados Unidos, Canadá (T-MEC) y, ante preguntas sobre si emprenderá algún procedimiento legal, el titular del Ejecutivo dijo que no y que por ahora no quiere involucrar a la Organización Mundial de Comercio (OMC).

Unidad y respaldo 

Ante la situación, López Obrador llamó a todos los mexicanos a enfrentarla juntos, tanto a los que están en el territorio nacional como a los que viven en Estados Unidos.

Además, mencionó que desde ayer ha recibido expresiones de apoyo de ciudadanos, políticos y empresarios; ante la pregunta de quiénes se han comunicado con él, el presidente comentó que recibió el respaldo del multimillonario Carlos Slim y su familia.

Tras afirmar que México saldrá bien de las nuevas amenazas de Trump, el mandatario destacó que actuará honrando el lema de “la patria es primero”; “primero los mexicanos”, añadió.

Con información de Reuters

Lee también:

A 6 meses de AMLO | En redes sociales, más odio que amor para el presidente

 

Siguientes artículos

Inicia proceso en el Senado para ratificar o no el T-MEC
Por

Julio Scherer Ibarra, consejero jurídico de la Presidencia de la República, entregó al presidente de la Junta de Coordin...