Por Esther Riveroll*

Los anteojos, inventados a finales del siglo XIII por Roger Bacon, se han convertido en un estereotipo de sabiduría, moda y estatus. Pero ¿quién podría colocarlos como el “gadget del momento”? La respuesta es simple: las tecnologías inmersivas, que hacen referencia a soluciones de realidad virtual (VR) y realidad aumentada (AR), que utilizan software y aplicaciones para crear ambientes virtuales, así como gafas (Google Glass, Gear VR y Oculus Rift, entre otras) que permiten al usuario sumergirse en ellos.

De acuerdo con la consultora IDC, para finales de 2018 los ingresos por productos y servicios de VR y AR alcanzarán 27,000 millones de dólares, valor que incrementará 92% año tras año. Esto será impulsado por la industria 4.0 en los sectores de consumo, retail, educación, manufactura y cuidado de la salud.

No obstante, los avances tecnológicos no se detienen ahí, ya que los desarrolladores han dado un paso todavía más grande al crear la realidad mixta (MR o mixed reality) o híbrida, la cual busca romper los límites del mundo físico con el mundo digital, además de evolucionar la interacción humana, tecnológica y ambiental.

PUBLICIDAD

La consultora Gartner define la MR como una experiencia de inmersión que fusiona y amplía la funcionalidad técnica de las dos realidades: VR y AR. Esta tecnología funciona al capturar un ambiente a través de sensores o cámaras colocadas en lentes u otros dispositivos wearables para mapear todo el espacio disponible y así crear una imagen tridimensional a la que se podrá añadir contenido 3D o multimedia.

En la realidad hibrida convergen al mismo tiempo los mundos real y virtual; el usuario crea e interactúa con objetos físicos y digitales en tiempo real, además de registrar cualquier acción o movimiento realizado en tres dimensiones.

En un futuro próximo, integrar tecnología multisensorial al MR permitirá al usuario que los dispositivos sean capaces de transmitir olores, degustar sabores, sentir el beso o abrazo de alguien que está en otro continente, sentir la brisa del mar o el calor de una fogata.

A pesar de que los dispositivos y apps de realidad mixta se relacionan directamente con videojuegos por la experiencia generada entre los gamers, datos de Juniper Research vislumbran un futuro prometedor para el mundo de los negocios. En 2022, las aplicaciones empresariales de MR crecerán a más de 40 millones y se estima la venta de 11 millones de gafas inteligentes, principalmente en los sectores de educación y entretenimiento. En el sector construcción, el arquitecto o ingeniero puede medir, dibujar, recortar o aplicar texturas sobre superficies, materiales y ambientes previamente escaneados.

Este proceso se realiza a través de un casco head-mounted display (HMD) que trasmite elementos virtuales en su pantalla transparente.

En el sector de cuidado de la salud, la MR permite a los cirujanos ver elementos virtuales que les ayudarán al momento de revisar y/o intervenir quirúrgicamente al paciente; se puede proyectar, por lentes inteligentes, una serie de hologramas en el campo visual del médico, gracias a los sensores de geolocalización conectados de manera inalámbrica.

En educación, la realidad mixta creará entornos sensoriales que capturarán la atención del estudiante y facilitarán la forma de asimilar el conocimiento. De esta manera, el mundo de las emociones y la capacidad de aprender irán de la mano.

Incluso, la MR ha revolucionado el pronóstico del clima en televisión, ya que en junio pasado The Weather Channel mostró por primera vez de forma gráfica y atractiva los efectos devastadores de un tornado.

El matemático y científico inglés Alan Turing, considerado padre de la computación, comentó: “Aunque nuestra visión hacia adelante es muy corta, podemos darnos cuenta de que hay mucho por hacer”. Y en el campo de la realidad mixta y las tecnologías inmersivas existe un camino muy largo por recorrer respecto a su desarrollo y aplicación en distintas industrias, así como en la vida de las personas.

*Fundadora y directora general de Alldatum Business.

 

Contacto:

Twitter: @Esther_Riveroll

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Lo que el comercio electrónico puede llegar a ser
Por

El objetivo de la Norma Mexicana Sobre Comercio Electrónico es favorecer la confianza del consumidor, con enfoque en seg...