Uno de los factores más importantes para que las empresas crezcan es que se fomente la competencia interna entre sus trabajadores pero, aunque cueste creerlo, Netflix lleva esta afirmación hasta el extremo.

¿Tendrías el valor de explicar a tus jefes quién de tus compañeros debe ser despedido?  Si la respuesta es “no”, Netflix no debería ser una opción laboral para ti.

Y es que la compañía creada en 1997 por Reed Hastings obliga a sus empleados a decir a quien de sus compañeros despedirían, según detalla el diario The Wall Street Journal (WSJ).

El reportaje dio a conocer que dentro de la empresa, que mayor oferta de contenido digital ofrece, se lleva a cabo el Keeper Test, una encuesta en la que se le pide a los empleados delatar a sus compañeros si quieren mantener el trabajo.

PUBLICIDAD

Una de las máximas de la empresa creada por Hastings es la transparencia y esta llevada hasta las últimas consecuencias. Con el afán de fomentar la competencia interna y la ley del mas fuerte, dentro de esta empresa no se acepta a aquellos que optan por el silencio ya que no encajan en la filosofía de esta gran empresa, señala el medio estadounidense.

Lee también: Apple lanzaría nuevo servicio al estilo Netflix, pero gratis

Los gerentes también son cuestionados y preguntados si lucharían por mantener a cierto empleado en su puesto de trabajo. Dentro de la compañía creen que esta particular filosofía de empresa es lo que los hace ser tan grandes.

A través de un comunicado, Netflix declaró que estar trabajando en la empresa es lo más parecido a formar parte de un equipo olímpico. Además cuando un empleado es despedido, los demás reciben un correo explicando con todo detalle las razones del despido, apunta el WSJ en su reportaje.

El asumir los errores también es importante para crecer, en Netflix si los directivos consideran que un trabajador cometió un error, este debe dar la cara ante los demás y explicar porque cree que falló.

Respecto a los despidos la empresa también mostró su postura declarando, “recortar, cuando pasa, es muy decepcionante, pero no no nos da vergüenza en absoluto. Nuestros exempleados tienen una retribución generosa a cambio y generalmente son contratados por otra compañía”.

No solo los empleados de la base de la pirámide han sido víctimas de esta búsqueda del más fuerte por parte de Netflix. Neil Hunt, el veterano jefe de producto de la empresa que había ayudado a crear el famoso algoritmo de Netflix que organiza la programación para los espectadores fue despedido por Hastings al considerar este que su compañero Greg Peters, era más adecuado que uno de los primeros trabajadores de la empresa para el puesto.

No te pierdas: 

Aparte de público, Netflix ve en México una fuente de inspiración y producción

 

Siguientes artículos

america-movil-plaza-carso
Se reportan dos heridos en intento de asalto cerca de Plaza Carso
Por

Los heridos fueron llevados al hospital de la Cruz Roja de Polanco, mientras que las autoridades policíacas mantienen un...