Si crees que el pasaporte de tu país no es tan poderoso, te tenemos buenas noticias: en algunos países es posible “comprar” el pasaporte, de forma completamente legal.

El proceso es simple, pero nada barato: invirtiendo una gran cantidad de dinero en dicha nación. Este proceso es conocido como los programas de ciudadanía por inversión (CIP, por sus siglas en inglés).

“Para muchas personas adineradas tener un segundo o tercer pasaporte es importante para poder viajar. Para algunos también es un símbolo de estatus, como comprar un coche lujoso para mostrarlo a tus amigos”, dijo Nuri Katz, presidente de Apex Capital Partners.

Estos son 10 países donde se puede acceder a la ciudadanía por inversión.

PUBLICIDAD

También puedes leer: Tu pasaporte mexicano es tan poderoso como el del Vaticano

Reino Unido

La visa de inversor Tier 1 del Reino Unido es una de las más populares. Se puede obtener con una inversión de 2 millones de libras (en bonos del gobierno, capital social o capital de préstamo en compañías registradas en el Reino Unido activas y comerciales, distintas de las dedicadas principalmente a la inversión inmobiliaria).

Los solicitantes deben tener al menos 18 años de edad y deben ser de fuera del Área Económica Europea (EEE) o Suiza. La visa permite quedarse por 3 años y 4 meses, que pueden extenderse por otros 2 años. Los solicitantes pueden solicitar una licencia indefinida para permanecer después de los 5 años en Reino Unido. Después, solicitantes pueden solicitar la ciudadanía británica después de pasar 6 años en el país.

 

Nueva Zelanda

En Nueva Zelanda existen las visas de residente Investor 1 e Investor 2.

Investor 1: Una inversión de 10 millones de dólares de Nueva Zelanda (5,616 euros) durante tres años. Sin límite máximo de edad, sin requisito de idioma y sin requisito de experiencia empresarial.

Investor 2: Una inversión de 3 millones de Nueva Zelanda (1,685 de euros) durante cuatro años. Se debe tener además más de 65 años, ser de habla inglesa, tener al menos tres años de experiencia empresarial y un mínimo de 2.5 millones de dólares neozelandeses (1.4 millones de euros) en fondos o activos disponibles.

 

Chipre

Hasta hace poco, Chipre tenía el programa CIP más caro, según Arabian Business.

Las opciones de inversión actuales incluyen una de estas opciones: Inversión inmobiliaria de al menos 2 millones de euros y la compra de una nueva propiedad por valor de al menos 300, 000 euros

 

Australia

Este país tiene un programa de residencia que puede conducir a la ciudadanía a largo plazo. Sin embargo, se trata de uno de los más caros.

Quienes busquen acceder, necesitarán un valor neto personal de al menos 2.25 millones de dólares australianos (1.3 millones de euros) que debe tenerse dos años previos a la solicitud y una inversión de 1.5 millones de dólares australianos (918 euros) en un proyecto o empresa de Australia.

 

Malta

Para acceder a una ciudadanía en Malta es necesario una contribución no reembolsable de al menos  650,000 euros al Fondo Nacional de Desarrollo y Social, compra de 150,000 euros en acciones / bonos del gobierno y una transacción de propiedad, que puede incluir una compra (por un mínimo de 350,000 euros) o un alquiler (por un mínimo de 16,000 euros al año), que se debe mantener durante cinco años.

 

Moldova

En julio del año pasado, Henley & Partners, empresa líder mundial en migración de inversiones, se adjudicó la licitación pública para diseñar, implementar y promover el tan esperado programa “Moldova Citizenship-by-Investment” (MCBI) (ciudadanía por inversión en Moldavia). La firma presentó su solicitud de licitación pública, emitida por el Ministerio de Economía e Infraestructura de la República de Moldavia, a finales de mayo.

El programa MCBI, que se pondrá en marcha en los próximos meses, se convertirá en el tercer programa de este tipo en Europa, después de Malta y Chipre, y en el más asequible, ya que ofrece a las personas la oportunidad de adquirir una ciudadanía alternativa mediante una contribución de 100,000 euros al Fondo de inversión pública de Moldavia.

Henley & Partners ha acumulado más de 20 años de experiencia de trabajo con los gobiernos de América del Norte, el Caribe, Europa y Asia, en el diseño, la implementación, la operación y promoción de algunos de los programas de ciudadanía y residencia más exitosos del mundo, lo que le ha permitido recaudar más de 7000 millones de dólares en inversión extranjera directa (IED).

Moldavia ofrece a sus ciudadanos acceso a 121 destinos sin necesidad de visa, incluidos los países del espacio Schengen de Europa, como Rusia y Turquía. Ha firmado un acuerdo de asociación con la UE y aspira a convertirse en un país candidato para pasar a ser miembro de la UE.

Con información de Notimex y Bussines Insider.

 

Siguientes artículos

El futuro del retail está en la omnicanalidad y la experiencia de compra
Por

El reto de las cadenas minoritas está ahora en ofrecer una atención diferenciada a las distintas generaciones que conviv...