En México hay un universo de poco más de cinco millones de empresas, de las cuales sólo el 0.2% son grandes empresas; éste reducido grupo se somete a procesos de medición de calidad y certificaciones. Después hay otro grupo, también reducido de dicho universo, y que representa sólo el 0.3%, éstas son las medianas empresas, y no todas se someten a certificación.

El 4.5% de las empresas en el país son pequeñas, las cuales tampoco invierten en procesos ni certificaciones. Y por último están las microempresas, que representan el 95% del total del mercado, y más que pensar en someterse a procesos, se mantienen esperanzados en sobrevivir.

Para la firma de certificación de empresas SGS, que en México capitanea Hermann Saenger, el empresario mexicano ha estado muy tendiente en reaccionar y actuar por intuición debido a lo complejo que es el mercado mexicano, y en gran medida por la situación económica del país y esto los obliga a evolucionar para sortear los obstáculos y adaptase a los estándares de calidad y esa, es una gran cualidad.

“El empresario mexicano tiene que reconocer que ya no estamos aislados, que ya formamos parte de un sistema mundial en el que se tiene que adecuar a las reglas del juego global y el que no lo haga, seguirá perdiendo competitividad y oportunidad de desarrollo y expansión”, advierte el directivo.

PUBLICIDAD

Las empresas mexicanas al ser comparadas con métricas de calidad en los procesos que se implementan a nivel global, reflejan una gran ausencia de procesos. De esta manera, el nicho de oportunidad del mercado mexicano radica una adaptabilidad de a los procesos de estándares internacionales y a una mejor reacción a los cambios inmediatos que requieren las empresas contemporáneas.

Esta firma de certificación, percibe en el país muchas empresas “oportunistas” que hoy se dedican a un giro y después se ven obligadas a cambiar el negocio por no saberse adaptar a los procesos internacionales. Y al abandonar sus giros de inicio, dejan a un lado lo aprendido y comienzan de cero en otros sectores aguerridos y ese es una condición del empresariado mexicano.

Estos empresarios perdieron lo que han creado en el camino por el oportunismo y sólo adquieren pequeñas ventajas coyunturales, pero no les alcanza para mantenerse de largo plazo.

 

El promedio de vida las empresas en México

Debido al oportunismo, la permanencia de las empresas en México es muy corta. Para la firma internacional SGS, en nuestro país el promedio está en tres años. Y es que hay un abismo entre los procesos de certificación y las microempresas mexicanas, en gran medida por la inercia de la economía a la que estamos inmersos y muchas veces no pueden dar ese salto por la misma situación en la que están inmersos.

Una parte importante para la competitividad es tener la calidad. En 2005 México ocupaba el sitio 56 en materia de certificación de empresas. Para el año 2012 mejoró y brincó al peldaño 35 y aunque el año pasado reflejó una mejoría, se sigue manteniendo en el mismo nivel.

De acuerdo con SGS, en México, las empresas certificadas en ISO crecieron 4%, que, guardando las proporciones, fue un mejor resultado frente al arrojado por parte del mercado estadounidense, que reportó sólo un repunte del 1%, esto podría vislumbrar un panorama positivo en la implementación de procesos en México.

Por lo pronto, los expertos afirman que México sigue avanzando en materia de certificación de empresas, al grado de estar al mismo nivel de España; arriba de Brasil, pero detrás de Chile y Corea. “Una tendencia que vemos es que el empresario ya se está dando cuenta que tiene que migrar a esta profesionalización de sus empresas”, reconoce el directivo en México de SGS.

 

Oportunidades en manufactura y turismo

La llegada de Donald Trump a la Casa Blanca representa un doble esfuerzo para sensibilizar al empresario mexicano de someterse a procesos de mejora continua. De las empresas que se han certificado en el país el 42% está en la manufactura y el 45% está en los servicios.

De esta manera, hay una gran oportunidad en las empresas exportadoras del país que ven beneficios por estar certificados y respaldados con estándares internacionales para poder llegar a los mercados internacionales.

Otro robusto segmento de oportunidad para certificar empresas está en la parte de servicios. El sector turismo es un ejemplo claro de cómo la certificación permite grandes beneficios y desarrollo pues ya no sólo se certifica en la calidad de la industria, también los servicios que ofrecen en todos los ámbitos.

Un estudio de la OCDE sobre políticas de Turismo en México, afirma que este sector desempeña un papel fundamental en la economía de nuestro país. En 2015, más de 32 millones de turistas internacionales visitaron nuestro país, gastando más de 15 mil millones de dólares en este sector. En años recientes, el aumento de los flujos financieros y de personas hacia este sector ha estado por encima de muchas otras economías avanzadas y emergentes.

  • México ocupa el lugar número nueve en el raking de turismo internacional del 2015.
  • El Turismo en México representa el 8.5% del PIB.
  • El PIB de Turismo en México duplica el promedio OCDE que es del 4.1%.
  • El Turismo en México ha generado alrededor de 2.3 millones de empleos (cerca del 5.8% del empleo formal).

Así, el sector turístico, como uno de los principales motores generadores de empleo e ingresos económicos a escala mundial, ha venido sometiéndose a la competencia de su mercado, basándose principalmente en la guerra de precios, así que es imprescindible mantener la relación de precio y calidad si se quiere sobrevivir en el futuro de este sector.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @Raul_Curiel

Facebook: raul.curiel.148

Página web: dedalocomunicacion.com

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Manuel Escobedo será el nuevo presidente de AMIS
Por

Escobedo, que asumirá el cargo en AMIS el 16 de mayo, también es el presidente de la entidad responsable de organizar el...