El peso inicia con una apreciación de 0.49% o 9.2 centavos, cotizando alrededor de 18.51 pesos por dólar, ganando terreno luego de una depreciación momentánea el pasado viernes con la noticia de un intento de golpe de Estado en Turquía.

De acuerdo con Banco Base, la confirmación del golpe de Estado fallido permite que los mercados financieros inicien la semana en calma, aunque evidencia un deterioro de la estabilidad geopolítica, aumentando las posibilidades de que nuevos eventos propicien la incertidumbre con respecto al escenario económico y político de los próximos años, lo que se vería reflejado en nuevas depreciaciones del peso frente al dólar.

Por su parte, la Bolsa Mexicana de Valores (BMV) inició la jornada con una ligera ganancia de 0.13% en el IPC, que se ubica en 46,772.23 puntos, mientras que los inversionistas centrarán su atención en los reportes de las empresas del segundo trimestre, ya que esta semana no se esperan datos económicos de relevancia.

Mientras tanto, en Wall Street, los principales operadores operan con resultados mixtos. El promedio industrial Dow Jones comienza con una ligera caída de 0.03%, el tecnológico Nasdaq sube 0.09% y el Standard & Poor’s 500 registra una leve alza de 0.02%.

PUBLICIDAD

En los bancos, el dólar se encuentra apenas por debajo de la barrera de los 19 pesos, al venderse en un máximo de 18.99 pesos y un mínimo de 18.84; mientras que se compra en un mínimo de 17.92 y un máximo de 18.09 unidades por billete verde.

A su vez, en las casas de cambio localizadas en el Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), el dólar se vende en un promedio de 18.70 pesos y se compra en 17.58 pesos, con un precio máximo de 18.72 a la venta y una menor cotización de 17.56 pesos a la compra.

Esta semana destaca la falta la información relevante tanto al interior como el exterior del mercado mexicano, ya que en Estados Unidos sólo destaca la información del sector vivienda correspondiente a junio, y en Europa la reunión del jueves del Banco Central Europeo, en donde no se esperan cambios en la postura actual, así como el PMI y la confianza del consumidor en la eurozona, relevantes en el sentimiento económico después del Brexit.

En México destaca sólo el reporte de inflación de la primera quincena de julio.

 

Siguientes artículos

En Coparmex sí levantamos la voz: De Hoyos
Por

Tenemos un diálogo continuo con las autoridades, pero nos parece que cuando los problemas tienen estas circunstancias y...