Por Carlos Millán*

Los datos están cambiando rápidamente de ser un componente periférico a ser un conductor fundamental de operaciones y ventajas competitivas. No obstante, un estudio realizado por Accenture encontró que casi 80% de las organizaciones encuestadas calculan que entre el 50 y el 90% de sus datos no se encuentran estructurados. Además, los datos vienen de un rango muy amplio de fuentes, incluyendo datos adueñados de primera mano, cooperativos de segunda mano y datos suscritos de tercera mano, y otra cantidad enorme de datos son parte de procesos internos. Las empresas necesitan tener un cambio de mentalidad para centrarse más en los datos, maximizando su uso y monetización.

Una estrategia de cliente robusta es el motor más importante para ganar agilidad operacional. Pero casi el 50% de empresas dicen que sus backs office no están manteniendo el ritmo que llevan los requerimientos de las del front y el middle office, que están evolucionando hacia el modelo OneOffice, que reemplaza las funciones en silos, con procesos disruptivos y capacidades digitales.

El futuro pertenece a organizaciones con Operaciones Inteligentes, es decir, aquellas que usan datos impulsados por Inteligencia Artificial y talento humano para empoderar la toma de decisiones en tiempo real, experiencias de cliente excepcionales y resultados positivos. Con Operaciones Inteligentes en el corazón de las empresas, estas se pueden volver más flexibles, ágiles y responsivas; pueden generar valor más rápido; y lograr una ventaja competitiva sustentable. Las Operaciones Inteligentes proporcionan la agilidad, flexibilidad y sensibilidad que los negocios necesitan para actuar eficientemente para cambiar y redireccionarse con confianza a un nuevo curso, y para lograrlo, necesitan poner atención en cinco puntos esenciales.

PUBLICIDAD
  1. Talento innovador: El impulso emprendedor, la creatividad y habilidad de asociarse son las tres áreas más importantes para el enfoque de talento de una organización. El talento del futuro necesitará traer a las empresas la habilidad de resolver problemas de forma creativa, además de pericia digital, operacional y de dominio. Para estar al par con estas demandas de talento, las empresas necesitarán una función de recursos humanos más ágil y una estrategia de reclutamiento más flexible que apalanca un mercado de talento abierto.
  2. Una columna vertical impulsada por datos: Más del 90% de las organizaciones cree que decisiones regidas por datos los ayudarán a generar progreso introspectivo sobre los clientes. Las organizaciones necesitan capitalizar la gran cantidad de datos estructurados y desestructurados de fuentes diversas internas y externas para ganar nuevo conocimiento que su talento innovador pueda usar para obtener mejores resultados. A ese fin, más del 85% de las empresas están desarrollando una estrategia de datos alrededor de agregación de datos, lagos de datos o curación de datos, además de mecanismos para convertir datos en ideas y luego acciones.
  3. Inteligencia aplicada: Casi el 90% de las organizaciones cree que las 3 A’s de Automatización, Analytics e Inteligencia Artificial (AI) será la clave de la transformación de los negocios y procesos. Para usar efectivamente estas poderosas herramientas, las empresas necesitan talento innovador que pueda entender los problemas de negocios que están tratando de resolver y luego aumentar este talento para encontrar la respuesta, usando la combinación adecuada de gente, conectividad y tecnología.
  4. Apalancar el poder de la nube: Más de 90% de las empresas encuestadas, esperan servicios digitales plug and play con una seguridad holística de grado empresarial, lo cual es posible a través del poder de la nube. Sin embargo, capitalizar sobre la nube requerirá esfuerzos significativos para reemplazar y modernizar sistemas heredados. El 25% de los encuestados indican que al reconocer esto han reemplazado o modernizado su infraestructura, y otro 42% tienen planes concretos de hacerlo.
  5. Ecosistema de Asociaciones Inteligentes: Más del 90% de las empresas sienten la necesidad de asociarse con otros miembros del ecosistema para explotar oportunidades de mercado. Por ejemplo, las organizaciones del futuro desarrollarán relaciones simbióticas con startups, academias, proveedores de tecnología y plataformas para alcanzar sus objetivos. De manera similar, proveedores comerciales de servicios tradicionales están colaborando cada vez más con empresas en un modelo de asociaciones verdadero que maximiza la co-innovación.

La implementación adecuada de estos cinco elementos podría significar para las empresas un crecimiento promedio de 21% en ingresos dentro de tres años, pero también significa reducir costos de operación por casi 22% dentro del mismo periodo. Esto quiere decir que empresas deben a buscar el perfecto equilibrio entre mejorar la productividad y al mismo tiempo balancear las prioridades para aumentar la experiencia de consumidor y el mantenerse al tanto con disruptores.

*Director de Operaciones Accenture México.

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Tendencias comerciales para América Latina
Por

El informe de INTAL presenta números alentadores para la región y destaca lo frágil de esta recuperación, pues a partir...