El Ministerio de Economía, Industria y Comercio (MEIC) anuncio que Costa Rica aumentó su saldo de deuda de tarjetas de crédito en 276.52 millones de dólares (mdd) en un año, lo que representó un crecimiento 14.6%, según el último estudio del mercado de tarjetas con corte al 31 de julio elaborado por la Dirección de Investigaciones Económicas y de Mercados.

La morosidad menor a 90 días mostró un crecimiento de 2.9% con respecto al año anterior para ubicarse en un 10.1% y la morosidad mayor a 90 días, se mantuvo prácticamente igual en 4.5%.

La investigación tomó en cuenta un total de 452 tipos de tarjetas. De dicha cantidad, 248 corresponden a tipos de tarjetas de acceso y uso no restringido, mientras que 204, solamente se colocan a determinados grupos, como organizaciones gremiales o asociaciones.

“La tendencia mantiene un crecimiento tanto en la colocación de tarjetas como en el saldo de deuda, por tal razón, los tarjetahabientes deben mantener en orden sus finanzas y que empleen la tarjeta de crédito solo si el ciudadano tiene certeza de que podrá cancelar la totalidad de la deuda en el plazo para pagar al contado, de lo contrario podría estar asumiendo un financiamiento con un costo muy alto”, explicó Erick Jara, Director de Investigaciones Económicas y de Mercados.

En cuanto a las tasas de interés anual en colones para tarjetahabientes de Costa Rica que utilizan tarjetas de acceso o uso no restringido, varían desde 24% hasta 49.9%. El 70.6%, es decir 175 tipos de tarjetas, cobran una tasa anual que oscila entre el 40% y 49.9%.

Te puede interesar: Los rezagos de los Millenials en Latinoamérica para el mercado laboral

De los tipos de tarjetas de uso o acceso no restringido, el 78.7% cobran una tasa de interés anual en dólares que oscila entre 30% y 38%, además, 21.2% cuenta con una tasa anual entre el 18% y el 29.9% en Costa Rica.

De los 248 tipos de tarjetas de crédito de acceso o uso no restringido, el 78.6% cuenta con un plazo de 15 días entre la fecha de corte y la fecha límite para realizar el pago de contado, o bien el pago mínimo. El 16.1% de los tipos de tarjetas tienen un periodo entre 20 y 25 días y el 5.2% de dichas tarjetas cuenta tiempo de para pago entre 26 y 30 días.

Para este tercer estudio del 2018, existen un total de 5,802,958 y se tienen registradas un total de 27 entidades financieras que ofrecen 312 tarjetas de débito, 34 tipos menos con respecto al estudio anterior e ingresaron 25 nuevos tipos de plásticos y a su vez salieron del mercado 59.

De los 312 instrumentos financieros, 179 están constituidos en colones, 130 en dólares y dos en euros. Asimismo, 270 de estas cuentas se manejan mediante tarjetas de débito con cobertura internacional y 42 con cobertura local.

El saldo acumulado en las cuentas asociadas a las tarjetas de débito, alcanzó la suma de 6,429,411,505 con respecto al estudio anterior se registra una disminución en dicho rubro equivalente al 24.64%.

 

Siguientes artículos

Los rezagos de los Millennials en Latinoamérica para el mercado laboral
Por

La investigación publicada el pasado 22 de noviembre fue realizada durante cuatro años y participaron más de 15,000 mill...