Conservando los valores de la cocina italiana, este establecimiento ubicado en Santa Fe, es el único en México que cuenta con la Certificación de la original pizza Napolitana en Latinoamérica.

Las rústicas trattorias y pizzerías de Italia fueron la inspiración de Vesuvio, el quinto restaurante inaugurado en México por Grupo Adamantium. En él se ofrecen experiencias en cada bocado cargadas de los originales sabores provenientes de la tradicional cocina realizada en la península ibérica.

Los chefs a cargo son Manuele Scalia y Mauro Galante, expertos culinarios que crearon un menú rico en platos italianos, en donde entre entradas, pastas, ensaladas y carnes, la hegemonía de un único plato se hace notar: la pizza.

Los chefs de Vesuvio. Mauro Galante (izquierda) y Manuel Scalia (derecha).

Los chefs de Vesuvio. Mauro Galante (izquierda) y Manuel Scalia (derecha).

En México, se ha reinterpretado de mil formas la receta original y se ha complementado con ingredientes nacionales. Sin embargo, aquí se puede probar la auténtica pizza Napolitana, realizada únicamente con una salsa especial de tomate condimentado, mozzarella, anchoas, alcaparras y un salpicón de aceite de oliva.

Vesuvio es el único lugar en América Latina en ser poseedor de la certificación de esta original pizza, galardón otorgado por la Asociazione Pizzaiuoli Napoletani. Cabe menciona que para conseguirlo se debe cumplir al pie de la letra cada rigurosa parte del proceso y técnica.

Según Mauro Galante, este tipo de pizza debe cumplir rigurosamente algunas características, como prepararse con ingredientes originarios napolitanos, que en el caso de esta pizzería se emplea harina y salsa de tomate (Solania) proveniente de Nápoles.

“Además de que la técnica y estilo napolitano, no se utiliza rodillo, es totalmente manual y el movimiento para darle forma a la pizza es muy característico,” asegura Galante.

Mientras que el borde de este tipo de pizza debe ser grueso e inflado, y el centro debe tener una forma delgada. Asimismo para la cocción de cada pizza y continuar con la tradición italiana, se emplea el horno Acunto Furni (a leña), el cual alcanza una temperatura de hasta 450 °C, para conseguir un borde inflado y dorado, y también debe provenir de esta icónica ciudad.

Los protagonistas del menú

Tal y como lo afirma el chef Mauro Galante “comer pizza significa probar primero la masa y no probar los ingredientes”, como fallidamente estamos acostumbrado en México. En Nápoles los ingredientes son los mismos, lo que determina el sabor de cada pizzería es el tiempo de fermentación de la masa.

Sin embargo, en esta trattoria-pizzería, también se han creado otras propuestas y sabores de pizza, como la emblemática pizza blanca, Margherita, Prosciutto, Cascata di Parma, pizza Vesuvio, y la Stella Vesuvio, que es una pizza en forma de estrella, rellena de mozzarela, champiñones, tocino, salami Genova, jamón ahumado, berenjena, tomate cherry, pesto y aceite de oliva. Toda una delicia al paladar.

4FORMAGIeditada

En la carta se ofrece una amplia variedad de platos tradicionales de la gastronomía italiana, en Forbes Life les recomendamos los siguientes:

Entrada:

Carpaccio di Salmone. Elaborado a partir de salmón con aceite de olivo, limón y cebolla morada.

Burrata con Parma. Queso burrata acompañado de prosciutto di Parma, arúgula, jitomate cherry y parmesano.

Ensalada:

Caprese. Preparada con jitomate y mozzarella fresca, con un toque de albahaca.

Pasta:

Linguine al Cartoccio al Nero di Mare. Empapelado de linguine en salsa negra con camarones y mejillones.

Pizza:

Napolitana. Salsa de tomate, mozarrella, anchoas y alcaparras.

Stella Vesuvio. Pizza en forma de estrella, rellena de mozzarella, champiñones, tocino, salami Genova, jamón ahumado, berenjena, arúgula, tomate cherry, pesto y aceite de oliva.

Foto: Cortesía Vesuvio

Vesuvio. Pizza cerrada en forma de volcán, rellena de tomate, queso Grana Padano, queso Ricotta, salami Genova, jamón cocido, mozzarella y albahaca.

Postre:

Tiramisú. Sotelillas remojadas en café con crema, mascarpone, huevos y cacao en polvo.

Gelatto. Los hay de sabores clásicos como el de choccolato, fresa, vaniglia, limone, mango, cocco, y menta. Pero también se puede elegir entre el Basilico e pomodoro, Flor di Latte, Nocciola, Prosecco, entre muchos otros sabores originales de Vesuvio.

Pero para endulzar el último bocado, la oferta no sólo se limita a gelattos, sino que a través de una aplicación para elegir el postre, la carta digital abre el acceso a satisfacer todos los paladares desde la Torta di Frutti Misti, Graffe con Nutella, Pastiera Napoletana, hasta los tradicionales Profiteroles.

Bebida:

Para complementar la experiencia se puede elegir alguno de los múltiples sabores de té, como el de menta, moras o el Cero estrés (realizado a base de una mezcla orgánica de manzanilla), o bien, ordenar un café.

Cocktail:

Mexicano en Sicilia, es el trago de recomendación. Está preparado a partir de una mezcla de mezcal, jugo de maracuyá y jarabe.

 

P5202483

Para mayor información:

vesuvio.mx

#autenticidaditaliana

#expertosItalianos

#platillosConHistoria

 

Siguientes artículos

Project Cullinan: el rebelde de Rolls Royce
Por

Después de 12 años del lanzamiento de Ghost y Wraith, sale a la luz el primer prototipo de la nueva creación de la firma...