Maseca, de la empresa Gruma, señaló que el glifosato es un herbicida regulado y monitoreado para evitar afectaciones en la salud humana, ello luego de que una asociación de origen estadounidense publicó que encontró maíz transgénico y altos niveles de dicha sustancia en la marca mexicana.

“El glifosato es un herbicida usado en la agricultura y el cuidado forestal. El uso de herbicidas en la agricultura, incluyendo el glifosato, está ampliamente estudiado, regulado y monitoreado para evitar que tenga un impacto negativo en la salud humana”, informó la compañía.

“La harina de maíz de marca Maseca cumple con todas las regulaciones aplicables y nuestros sistemas de calidad y procesos son certificados y auditados por entes independientes muy reconocidos tales como Programa SQF (Safe Quality Food), la Iniciativa Global de Seguridad Alimentaria (IGSA), American Institute of Baking (AIB) y las normas internacionales ISO”, agregó Gruma.

La Asociación de Consumidores Orgánicos (ACO) publicó que se encontraron concentraciones de glifosato de 5.14 microgramos o partes de billón (ppb) por cada kilo de harina de maíz blanco.

PUBLICIDAD

“Estos resultados evidencian la falta de control y de vigilancia sanitaria por parte de las entidades y comisiones de gobierno, responsables de la calidad e inocuidad agroalimentaria y de la protección contra riesgos sanitarios, que dejan a la población mexicana desamparada ante la presencia de herbicidas señalados como probablemente cancerígenos (como el glifosato) y maíz transgénico en los alimentos elaborados a partir de harina de maíz”, refirió la ACO.

Te recomendamos: Análisis de harina de Maseca halla maíz transgénico y el herbicida glifosato

Al respecto, Gruma aclaró que los niveles mencionados están muy por debajo del límite máximo de residuos de dicho herbicida permitido por la Organización de las Naciones Unidas para la Agricultura y la Alimentación (FAO), la Organización Mundial de la Salud (OMS) y la Environmental Protection Agency de Estados Unidos (EPA).

“Este límite máximo permitido es de 5,000 ppb, que se expresa como cinco partes por millón (ppm)… En consecuencia, los niveles de concentración de glifosato de 5.14 a 17.59 partes por billón, como los mencionados por la asociación de consumidores orgánicos, son sumamente bajos pues están entre 284 y 972 veces por debajo del límite máximo permitido”, comentó la compañía mexicana.

En diciembre de 2017, la EPA informó que es probable que el glifosato, uno de los pesticidas agrícolas más utilizados en ese país, no sea cancerígeno para los humanos.

“El borrador de la evaluación de riesgos para la salud humana concluye que el glifosato no es probable que sea carcinógeno para los humanos. La evaluación de la agencia no encontró otros riesgos significativos para la salud humana cuando el producto se usa de acuerdo con la etiqueta del pesticida”, indicó la EPA.

De igual manera, Gruma reiteró que la FDA vigila que los residuos de pesticidas en alimentos no excedan los límites máximos establecidos por la EPA.

“Nuestro enfoque y gran trayectoria de calidad superior de nuestros productos han ganado la preferencia y confianza de clientes y consumidores que ven en nuestra harina de maíz de marca Maseca claras ventajas de calidad, nutrición, rendimiento y beneficios ecológicos”, dijo la empresa mexicana.

 

Siguientes artículos

EU pide que se involucre la OMC por represalias sobre aranceles
Por

EU solicitó que un panel de resolución de disputas de la Organización Mundial de Comercio se involucre en un enfrentamie...