Por Jhon Cisnero*

Pareciera que fue ayer cuando escuche sobre la bancarrota del Lehman Brothers, y ya han pasado diez años desde la crisis del 2008, uno de los peores desastres financieros desde la gran depresión de 1929. La burbuja inmobiliaria que desencadenó la crisis fue originada gracias al aumento desproporcionado de los inmuebles de manera especulativa, a su vez acompañada de un alto apalancamiento e influenciado por una tasa de interés muy baja en lo que respecta al otorgamiento de préstamos. ¿Es factible que presenciemos otra devastación financiera como la del 2008?

No es ningún secreto que el mercado se ha caracterizado por una tendencia alcista que a muchos les ha causado cierta preocupación. Claramente la incertidumbre es un factor presente a nivel mundial; algunos tratan de ser prudentes al momento de invertir, otros ya se encuentran buscando alternativas para proteger sus ahorros, sin embargo no debemos olvidar que el mercado no crece sin ninguna interrupción, es normal que se manifiesten diversas correcciones; al día de hoy considero que la crisis del 2008 nos ha enseñado a fortalecer los mecanismos regulatorios con la finalidad de evitar que volvamos a sufrir otro fenómeno financiero como este; considero que aún existen oportunidades en los mercados, claramente es menester diversificar para evitar pérdidas no deseadas; sin embargo, no descarto una corrección, pero si un fenómeno devastador como el del 2008.

Actualmente el mercado se ha comportado de forma divergente gracias a diversos factores, principalmente la guerra comercial entre Estados Unidos y China. Algunos analistas y especialistas debaten sobre quién ganará esta guerra, claramente los dos titanes están bien posicionados, sin embargo, todos tienen sus límites. Cada quien tiene su forma de realizar negociaciones, y el presidente Trump tiene la suya, definitivamente no se trata de ganar una guerra, se trata de presionar al máximo a la contraparte con la finalidad de sacar el mayor beneficio; considero que en algún punto llegaran a un acuerdo.

PUBLICIDAD

Este año la guerra comercial no ha sido la única protagonista; las sanciones por parte de Estados Unidos sobre Iran no han pasado desapercibidas. Daniel Jaeggi, presidente de la firma de comercialización de materias primas Mercuria Energy Trading manifestó lo siguiente “Estamos al borde de una volatilidad significativa en el cuarto trimestre de 2018 porque, dependiendo de la severidad y duración de las sanciones iraníes, el mercado simplemente no tiene una respuesta de suministro adecuada para la desaparición de 2 millones de barriles por día de petróleo de los mercados”.

A este paso definitivamente el precio del crudo podría cotizar a 100 dólares para finales de año; por los momentos Estados Unidos sigue presionando a otros países para que reduzcan las importaciones de petróleo iraní. Toda acción conlleva una reacción, lo difícil es querer proyectar y manejar cada una de estas reacciones, y más cuando éstas están relacionadas entre sí, es por esta razón que el presidente Trump recurre a la presión en diversas negociaciones.

Es muy difícil que el mercado no se vea afectado en un mundo que cada día está más globalizado, y cuando se trata del incremento de tasas por parte de la Reserva Federal (Fed), no existe duda alguna de que repercutirá en el mercado; la última reunión se realizó la semana pasada, en donde ya se esperaba el incremento de tasas, sin embargo, aún se espera otro incremento para este año.

Considero que no hay que preocuparse con respecto al tema, claramente el mercado ya ha descontado parte del aumento, sin embargo, sabemos que las variables que influyen en el mercado no son constantes, tendremos que observar cómo se terminan de desenvolver para este año. Por los momentos descarto una gran caída para el próximo año.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @jcisnero92

Instagram: jhoncisnero

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Toma el control de tus datos personales
Por

La información y la privacidad tienen que ser propiedad, primero de las personas antes que de las redes sociales o de la...