El sudafricano Elon Musk es muestra reciente de que también en el firmamento corporativo las estrellas nacen y mueren. Tesla, su empresa, recién fue premiada por los inversionistas con una valuación superior a las de Ford y GM.

En un año, los títulos de Tesla aumentaron 23%, así que Musk se fue a dormir, el pasado 3 de abril, con una sonrisa: ese día, su compañía alcanzó una valuación de 48,480 millones de dólares (mdd), por encima de los 45,010 mdd de Ford. Una semana más tarde, el 10 de abril, superó por 1,310 mdd el valor de GM.

La tecnología sigue siendo un factor disruptivo para la industria automotriz tradicional, a la vez que continúa su avance en autos eléctricos y autónomos, dice Clark Schultz, de la firma de análisis financiero y bursátil Seeking Alpha.

Lee también: Elon Musk prueba el Model 3, el más barato de la historia de Tesla

PUBLICIDAD

Algunos señalan que Ford y GM están subvaluadas, pues sus volúmenes de ventas son estratosféricamente superiores a los de Tesla. En 2016, Ford vendió 2.6 millones de vehículos y GM casi 10 millones. Tesla únicamente 80,000. La valuación de mercado de Tesla se dirigirá a una corrección, pues GM se encuentra infravalorado, dice Mike Jackson, director de AutoNation, citado por agencias internacionales.

Lo que seduce de Tesla es que se mueve sobre una pista que lleva al futuro, y lo que le premia el mercado es que vaya adelante en la sustitución del motor de combustión por el eléctrico, y en el desarrollo del auto autónomo.

“La conectividad, seguridad y las nuevas opciones de movilidad se convertirán en asuntos que sólo serán resueltos con el uso de tecnología y mayor conocimiento de las necesidades de la sociedad”, indica Lance Bultena, del despacho Hogan Lovells, en Washington.

Tesla tiene 32% del mercado estadounidense de autos eléctricos: el Modelo S tiene 20% y es el más vendido, y su Modelo X tiene 12%, según el portal especializado EV Obsession. Detrás van el Chevy Volt, con 17% del mercado; Ford Fusion Energi PHEV es cuarto, con 11%, y Nissan Leaf quinto, con 9.6%.

Tesla espera iniciar la producción limitada del Modelo 3 en julio, para, después, superar los 5,000 autos por semana hacia finales de este año, y 10,000 el próximo. Musk ha establecido el plan de producir 500,000 autos en 2018, desde los casi 80,000 que fabrica actualmente.

Lee también: Tesla presentará un camión eléctrico para septiembre

Tesla invertirá entre 2,000 y 2,500 mdd antes de arrancar la producción del Modelo 3. Parte de ese dinero va a la producción de baterías, paquetes y almacenamiento de energía en Gigafactory, su planta de baterías en Nevada, según reportes de la compañía.

El año pasado, Tesla compró SolarCity, con la cual busca integrar energía sostenible, tanto en la generación, como en el almacenamiento.

Y, este año, adquirió la alemana Grohmann Engineering, proveedora de sistemas automatizados, baterías y pilas de combustible para uso automotriz.

Aunque algunos analistas ven poco probable que el precio de la acción de Tesla sea mucho más alto el año próximo, sus perspectivas de largo plazo lucen positivas, especialmente si logra las ambiciosas metas del fulgurante Musk.

 

Siguientes artículos

fmi
FMI ratifica línea de crédito por 86,000 mdd para México
Por

El organismo internacional dijo que el país puede acceder, en caso de requerirlo y sin condición alguna, a los recursos...