El actual proceso electoral es uno de los más grandes en la historia del país, pues además de la renovación del Congreso y la Presidencia, se elegirán cerca de 3, 400 puestos entre gobernadores, alcaldes y concejales, hecho que reunirá a poco más de 10 mil candidatos a los diferentes puestos de elección popular que se votarán el 1 de julio.

Resulta significativo, además, que el contexto del consumo de medios de comunicación haya cambiado tan rápida y drásticamente. En 2012, si bien ya había una presencia constante de medios digitales, quienes llevaron la batuta en cuestión de información fueron la televisión, la radio y la prensa impresa. De hecho, los medios tradicionales consideraban que las plataformas digitales no eran representativas como fuentes de información y mucho menos de la intención de voto.

En poco menos de seis años, la situación dio un giro de 360 grados. La credibilidad de las noticias en las grandes empresas de comunicación cae en paralelo junto con el valor de sus acciones y los puntos de audiencia, mientras que el consumo de noticias digitales crece, al igual que los sitios que las propagan y los usuarios de Internet.

Verificado 2018 es una iniciativa que se antoja necesaria para los tiempos que corren. Con la participación de más de 60 medios de comunicación y bajo la iniciativa de Animal Político, Newsweek en español, Pop Up Newsroom y Al – Jazeera News en español, en la que además participa Forbes México, Facebook, Google News y Twitter, el portal se dedicará a cazar las noticias falsas que circulan alrededor de los candidatos a puestos de elección popular.

PUBLICIDAD

La idea es que los electores puedan tener canales de información verificada y contrastar los rumores que corren rápidamente a través de las redes sociales y portales falsos que aparecen y desaparecen sin dejar rastro.

Así, cuando una noticia aparezca en los medios participantes con el hashtag #Verificado2018, entonces habrá la certeza de que se trata de una noticia investigada y confirmada, con lo que se pretende dar certeza a la forma en la que los usuarios de Internet y redes sociales se informan sobre el proceso electoral en curso.

Los antecedentes de Verificado 2018 son claros. Por una parte, se tomó como referencia los movimientos ElectionLand en Estados Unidos o Crooscheck en Francia.

En México, la iniciativa retoma lo sucedido con #Verificado19S, la respuesta ciudadana a lo sucedido durante el sismo del pasado 19 de septiembre y en la que se confirmaban o desmentían los rumores que circulaban en las redes sociales, lo que incluso llegó a salvar vidas al canalizar la ayuda de forma efectiva.

La posibilidad de tener medios de comunicación digitales verificados, que ayuden a ubicar rumores y comprobar datos resulta de vital importancia en la presente elección, puesto que la opinión pública digital resulta manipulable y fácil de engañar.

Por otra parte, la iniciativa da respuesta a una ausencia legislativa en materia de comunicación digital y campañas políticas, puesto que al momento no existe una sola normativa que regulen las acciones digitales de los actores políticos de manera directa o indirecta.

Colocar fake news en el flujo de información de las redes sociales no es tarea sencilla, requiere de conocimientos técnicos sobre los algoritmos de dispersión de contenido, de estrategias que contemplan el uso de bots e influencers y de recursos financieros que amplíen su alcance a través de la compra de pautas digitales.

Por ello, las autoridades electorales deberían contemplar la posibilidad de regular y fiscalizar la actuación y recursos digitales de los actores políticos presentes en la elección, de tal forma que no se viera afectada la opinión pública en las redes sociales y las plataformas sociales, aunado a las iniciativas de verificación de información, transparentaran los recursos que son invertidos en campañas políticas (y campañas negras) dentro de sus espacios.

Luchar contra las fake news tiene un carácter de corresponsabilidad: la de los medios que deben comprobar bajo los métodos periodísticos que la información que corre es cierta; y la de los usuarios, que implica evitar la propagación de rumores. Si bien existe un largo camino por recorrer, Verificado 2018 implica un gran avance en la construcción de una sociedad transparente y de libre acceso a la información.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @sincreatividad

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

tecnología-digital
El blockchain podría colaborar en el combate a la corrupción
Por

La manera en que la tecnología ofrece visibilidad a los procesos puede hacer más transparentes las elecciones, los presu...