Los videojuegos sirven para muchos propósitos. Al ser un medio tan maleable y en constante cambio, pueden simplemente entretener a sus usuarios, al igual que educarles, o mostrarles otras formas de ver el mundo. Hay juegos que se van por una ruta mucho más “seria” -por falta de un mejor término-, y tal es caso de What Remains of Edith Finch (Giant Sparrow, PlayStation 4 / PC, 2017) una aventura narrativa que nos hace ponderar el valor de la vida y la muerte.

Éste es un juego en primera persona en el que exploramos diferentes episodios en la historia de la familia Finch, comenzando por Edith, quien a través de su diario y reflexiones intenta juntar las piezas del rompecabezas familiar, que pareciera esconder una maldición. Si bien el juego lo comenzamos a través de los ojos de Edith, quien es el último miembro de la familia, el juego se compone de viñetas donde veremos los momentos cruciales de sus antecesores y demás familiares, adoptando diversos sistemas de juego, que en total darán un poco más de dos horas para completar.

Al igual que la aclamada exclusiva para PlayStation The Unfinished Swan, que fue el primer lanzamiento del estudio californiano Giant Sparrow, What Remains of Edith Finch fue dirigido por Ian Dallas. El tono del juego, continua en la vía de su predecesor, apostando por un estilo emotivo, que destaca entre los juegos de corte más serio, que a veces es complicado encontrar en consolas.

El hilo conductor del juego es la vieja casa de la familia Finch, a la que Edith vuelve después de años de abandono. Las puertas de las habitaciones se encuentran cerradas, y el propósito es explorar la casa, para lo cual se irán descubriendo pasajes secretos con la progresión, ya que en cada habitación hay una historia sobre alguno de los miembros de la familia, que nos ayudará armar la narrativa de los Finch.

El entrar en una de las viñetas tomaremos la forma de objetos o incluso animales que formaron parte de esos momentos que estamos reviviendo. Esto implica que las reglas cambian con el sistema de cada sección. En su mayoría, éstos funcionan muy bien, aunque hay algunos que se sienten un poco flojos o hasta forzados. En todo caso, el mayor peso está concentrado en el valor narrativo de estas viñetas y cómo componen la totalidad del juego, creando una suerte de conciencia colectiva que reside en la protagonista.

Sin duda alguna, lo mejor del juego es el ambiente que logra crear, desde el bosque en que se encuentra la casa, hasta las escenas que suceden en sus habitaciones. Hay un tono ominoso quasi fantástico similar al de los thrillers de horror. Sin embargo, el juego está muy lejos de explotar la tragedia y el terror de sus temas; al contrario, su dirección es incluso esperanzadora, rayando a veces en lo cursi.

Durante el juego veremos escritos los pensamientos de Edith, que tienen un tono bastante literario, como las reflexiones de un narrador en una novela que avanza a través de sus capítulos. En general, el juego no tiene un alto reto, y termina siendo relativamente sencillo encontrar el camino de forma ininterrumpida. Este sacrificio en el reto se debe al ritmo, que es preciso mantener para hacer un juego de esta naturaleza disfrutable.

A pesar de durar tan poco tiempo, al momento de terminarlo, el jugador se queda con una sensación bastante especial: una mezcla entre la sensación de mortalidad y aprecio por los momentos más ligeros y nimios de la vida. Al final, se logra crear una conexión especial con Edith y su familia, lo cual es bastante loable en un videojuego, dejando al usuario con ganas de experimentarlo de nuevo. Por los 20 dólares que cuesta, es una experiencia que vale mucho la pena para aquellos que busquen historia de este tipo.

En resumen, What Remains of Edith Finch es un gran ejemplo del cambio y la diversidad en la industria, que permite que juegos como éste salgan del circuito de los indies para PC, y lleguen a una plataforma masiva. Ésta es una magnífica exclusiva de consolas para PlayStation, que junto a juegos como Bound, Journey, The Unfinished Swan e incluso The Last Guardian, aportan experiencias originales y emotivas al catálogo de su ecosistema.

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @IrvingPeres

Podcast: El Beastcast

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Adidas fabricará sus tenis usando robots e impresión 3D
Por

De la mano, ambas empresas apuestan por la creación de fábricas industriales de tamaño medio que podrían imprimir tu pró...