El peso comenzó este miércoles con pérdida de 0.15%, o 2.8 centavos, cotizando alrededor de 19.13 pesos por dólar, ante el incremento de la aversión al riesgo en los mercados financieros globales, derivada de la incertidumbre sobre el éxito que tendrá la administración de Donald Trump para impulsar el crecimiento económico.

Esta “incertidumbre que fue puntualizada por la misma Reserva Federal la semana pasada al mantener sin cambios sus previsiones económicas y adoptar un lenguaje acomodaticio”, resaltó Gabriela Siller, directora de Análisis Económico Financiero de Banco BASE.

Las divisas de economías emergentes, como el peso, también se ven afectadas por un retroceso en los precios del petróleo, a la espera de los inventarios y la producción petrolera de Estados Unidos.

En la sesión se espera que el peso cotice entre 19.05 y 19.23 pesos por dólar en cotizaciones interbancarias a la venta.

PUBLICIDAD

Te puede interesar: Bancos alistan éxodo de Londres por el temor al Brexit

En los bancos capitalinos, el dólar se vende en un máximo de 19.62 pesos en Scotiabank, seguido de los 19.51 en que se ofrece en BBVA Bancomer. Citibanamex y Santander cotizan el billete verde en 19.45 pesos y Banorte Ixe en 19.35.

Por su parte, el dólar estadounidense se vende en un precio promedio de 18.63 pesos y se compra en 18.05, en las casas de cambio del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México. Asimismo, se ofrece en un máximo de 18.99 y se adquiere en un mínimo de 18.00 pesos.

Durante la jornada previa, el tipo de cambio interbancario alcanzó un mínimo de 18.9335 pesos por dólar, ubicándose en su mejor nivel desde el 9 de noviembre, aunque cerró con una cotización de 19.10, una depreciación de 0.51%, o 9.75 centavos.

Petróleo

El WTI inicia con una pérdida de 1.33%, cotizando en 47.6 dólares por barril, mientras que el peso colombiano cae 0.73%, el rublo ruso se deprecia 0.58% y el peso chileno se deprecia 0.47%.

El Instituto Americano del Petróleo (API por sus siglas en inglés) indicó que las reservas de petróleo en Estados Unidos aumentaron 4.5 millones de barriles en la semana que terminó el 17 de marzo, en medio de la incertidumbre si el incremento de la producción de crudo en ese país afectará al acuerdo de la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP) para apoyar la estabilización del mercado.

 

Siguientes artículos

El Salvador como protagonista económico y comercial de la región
Por

La nación está construyendo la primera planta de generación de energía con base en gas natural licuado, contó Sigfrido R...