Cada vez es más común estar en contacto con alguna expresión artística que nos cautive, que nos evoque sentimientos o que, simplemente, nos atraiga por alguna de sus características, llevándonos en algunos casos a adquirir algunas piezas. Pero, ¿qué sucede cuando nunca hemos adquirido una obra de arte y desconocemos los pasos a seguir para adentrarnos en el mundo del coleccionismo?

No existe un manual ni una lista detallada del cómo empezar a adentrarnos en el mundo del coleccionismo, sin embargo, conversamos con la directora del Foto Museo Cuatro Caminos (FM4C), Guadalupe Lara, y con uno de los coordinadores del proyecto Arte DIEZ, Juan Carlos Rincón, quienes nos dieron cinco consejos para quienes se sienten atraídos por este mundo.

1. Pon el glamour de lado

El arte también se convierte en una moda. Algunos artistas consagrados se tornan en un referente, por lo que muchas personas adquieren su obra por la tendencia que se genera y que aumenta, en consecuencia, los precios de sus obras, haciéndolas más difíciles de adquirir.

PUBLICIDAD

Por tal motivo, una de las recomendaciones al adquirir nuestra primera pieza de arte se basa en buscar a los artistas emergentes; artistas que, aunque no se encuentren en los escaparates de las galerías más importantes, mantengan una propuesta distinta o acorde a nuestros gustos.

2. Haz tu primera inversión 

Las piezas de arte que adquieras se convertirán en una inversión. El valor de la obra dependerá del posicionamiento del artista en el mercado, además de otros parámetros que seguramente se relacionarán con el conocimiento general de la obra y la trayectoria del mismo.

Por lo que, antes de hacer alguna compra, los especialistas recomiendan ver, descubrir, explorar y preguntar; en suma, abrir nuestros panoramas al gigante mundo del arte. No te dejes llevar por lo que todos quieren adquirir.

Te puede interesar: Museos imperdibles para aficionados a la fotografía

3. Deja el miedo atrás

Se cree que este mundo está dominado por especialistas: un grupo pequeño formado por galeristas, artistas, manejadores y coleccionistas con gran poder adquisitivo, y aunque esta idea no es muy errada, hay que dejarla de lado, perder el miedo y hacerse presente con la convicción de que adquirir arte es, en primera instancia, para satisfacer un gusto personal.

Se recomienda que los nuevos coleccionistas formen parte de este mundo al visitar museos, galerías y colecciones, y que su presencia vaya más allá de solo observar y se atrevan a cuestionar, hacer crítica y ser parte de una conversación masiva para romper las concepciones del  que se cree es un mundo cerrado.

4. Busca acercamientos con los artistas

Aprovecha los espacios donde haya un acercamiento con el artista, así conocerás a detalle el concepto de sus obras. Busca los eventos donde exista esta coyuntura, ya que generalmente existen intermediarios que llevan a cabo el proceso de venta de la obra.

Arte

Foto: Moma

5. Déjate seducir

Dejarse seducir, sentir, adquirir lo que te mueva, lo que te entusiasme y apasione. Así lo dejó claro la directora del FM4C, Guadalupe Lara: “Cuando llegues, enfrentes a los artistas, a las obras y veas lo que te haga sentir pleno, te hará decir, eso quiero comprar, eso es lo que me imagino en mi casa”.

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

Suscríbete a nuestro newsletter semanal aquí

 

Siguientes artículos

Material Arte
Material renueva su cartel de arte contemporáneo
Por

Del 8 al 11 de febrero, la feria expondrá la obra de 78 artistas internacionales en el Frontón México.