La materia prima de esta nueva categoría del lujo es la naturaleza. Son las flores, frágiles y bellas, que se combinan como los ingredientes de un plato.

 

Hace una década que los chefs salieron de las cocinas de sus restaurantes para convertirse en las nuevas estrellas mediáticas. Nos hemos acostumbrado a que los grandes cocineros tengan presencia en nuestras vidas. Sus platos son fotografiados. Sus opiniones son difundidas y su estilo es copiado. Cada año las estrellas que otorga o quita la guía Michelin son noticia. La publicación de los 50 Best es un acontecimiento que recogen los medios en sus portadas. Los cocineros dejaron de ser anónimos para ser protagonistas en nuestras vidas.

Estos cocineros impulsan tendencias en la cocina, nos descubren productos y nos inspiran con sus creaciones. El sector de la gastronomía de lujo, con un mercado de casi 40,000 millones de euros en el mundo, sigue creciendo. La buena noticia es que son los chefs los que, al hacerlo, han impulsado el sector de la alimentación de calidad. La gastronomía es, por ejemplo, la primera razón por la que el turismo visita nuestras ciudades españolas, de acuerdo con el reciente estudio del Observatorio Premium y Prestigio de IE.

PUBLICIDAD

De la misma forma que ocurrió con los chefs, hoy asistimos a la incipiente notoriedad de la primera hornada de diseñadores de flores o floristas. Todavía ninguno de ellos ha sido portada de New York Times, como lo fue en su día el innovador Ferran Adrià poniendo para siempre a España en el mapa de la alta cocina mundial. Los floristas han salido de sus tiendas y algunos indicadores señalan que pronto podrían ser las nuevas estrellas que impulses el sector de las flores.

El pionero Jeff Leatham lleva años siendo uno de los floristas más reconocidos a nivel mundial. Su obra en el Hotel Four Seasons George V de París se convirtió en un destino. Los centros de flores que prepara han creado un estilo y están en la lista de lo que hay que ver en la capital francesa. Nacido en Utah, comenzó a trabajar como florista en el Hotel Four Seasons de Beverly Hills. Su trabajo, fresco e innovador, transformó la imagen del hotel y la dirección decidió que los arreglos florales serían la seña de identidad y uno de los elementos diferenciadores de la cadena para consolidar su posicionamiento en el territorio del lujo. El Four Seasons de la Ciudad de México es uno de los ejemplos de éxito de la implantación de esta estrategia en todo el mundo.

L´Olivier Floral Atelier es hoy la referencia de arreglos florales en Nueva York. Sus jarrones forrados de hojas se han convertido en su seña de identidad, en su producto emblemático. El diseñador Olivier Guigni, original del Provenza francesa y fundador de la marca, es el florista contemporáneo imprescindible en el Upper East side. Sus obras son protagonistas en las casas de “who is who” neoyorkinas.

Fueron las celebrities como Tina Turner, Oprah, Madonna o Kylie Minogue las que descubrieron a Jeff Leatham. O Brigite Bardot a su compatriota Olivier. Algunos de los inversores que apoyan estos proyectos son expertos e inversores del sector lujo.

La materia prima de esta nueva categoría del lujo es la naturaleza. Son las flores, frágiles y bellas, que se combinan como los ingredientes de un plato. Las variedades de flores más exquisitas ya se registran y se licencian porque son exclusivas de la misma forma que lo hacen las marcas de lujo. La exclusividad de la flor se combina con un diseño innovador para construir un producto emblemático que descubren líderes de opinión.

¿No son estas las claves de una marca de lujo? ¿Son los floristas los nuevos chefs?

 

Contacto:

Correo: [email protected]

Twitter: @MARIAGIRON

Página web: Observatorio del Mercado Premium IE

Página personal: María Eugenia Girón

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Cadillac no renovará su modelo plug in
Por

La baja de la gasolina dejo otra víctima en el camino, ya que Cadillac no renovará la línea de su caro plug-in  eléctric...

También te puede interesar