El primer parque y museo de vino del mundo abre sus puertas en Burdeos, Francia; una verdadera delicia para todos los enólogos y aficionados del vino.

El pasado 1 de junio de este año se inauguró Cité du Vin (La Ciudad del Vino) en Burdeos, Francia; un homenaje a la cultura vinícola de todo el mundo que tardó 7 años en ser construido. El proyecto es dirigido por la Fundación para las Civilizaciones y Culturas del Vino y tiene como objetivo dar a conocer la cultura del vino al rededor del mundo; su historia; las costumbres de distintos países y eras; y cómo su consumo se ha convertido en una tradición.

PatioInterior*

Vista desde el patio interior

Este complejo no es el primer museo del vino del mundo, existen otros como California Wine Museum (EE.UU.), Hameau Deboeuf (Francia) y Koutsoyannopoulos Wine Museum (Grecia). Sin embargo, éste es único en su especie, ya que tiene una extensión de 13,350 metros cuadrados y es el más amplio en cobertura del tema.

El objetivo del museo es transportar al visitante a través de la historia del vino, culturas y civilizaciones, y compartir las herencias del mismo al mayor número de personas posible, enfocándose en las sensaciones, emociones e imaginación que provoca.

CiteDuVin2*

(©XTU-Casson Mann-ANAKA-La Cité du Vin)

El costo de este desarrollo resultó igual de impactante que el resultado, ya que aproximadamente llegó a la suma de 92 millones de dólares y se esperan 450,000 visitantes por año. El original edificio fue diseñado por los arquitectos Anouk Legendre y Nicolas Desmazières, consta de 10 pisos y alcanza los 55 metros de altura. Una característica muy peculiar de este recinto es que todos los detalles contenidos en su interior evocan elementos líquidos; además, los arquitectos han logrado crear una atmósfera aislante, adecuada para el lugar, debido a las curvas de la estructura y los detalles que componen su interior.

El proyecto cuenta con un tour disponible todo el año, así como con exposiciones temporales. Esta travesía transporta a los visitantes a través de las herencias vinícolas universales y las dimensiones culturales; también comparte la influencia del vino en las regiones del mundo, tanto en las artes, como en la religión y otras disciplinas. Este tour puede ser impartido en 8 diferentes idiomas.

Al finalizar la visita, vale la pena probar esta bebida a 35 metros de altura hasta Belvedere, el restaurante donde además se goza de una vista de 360° de la ciudad de Burdeos. Aquí tienen una selección de más de 500 vinos por botella y 50 vinos diferentes por copa, así como la cava más diversa del mundo que reúne 14,000 vinos de 80 países.

Belvedere*

Belvedere, octavo nivel

Vivencias exclusivas

Además del tour permanente, Cité du Vin cuenta con una gran variedad de actividades de las que puedes disfrutar. Entre ellas se ha creado un simulador en forma de bote con 50 asientos que transporta a los espectadores al año 6,000 a.C. y realiza un viaje en el tiempo hasta nuestros días. Durante 10 minutos te encontrarás navegando con comerciantes de vino de todas las épocas y gozarás de una diversidad muy intensa de olores que te absorberán por completo.

Otra de las actividades que vale la pena tener en el radar es el taller de cata de vinos que pondrá a prueba tus sentidos y te volverá un experto en el tema. Aquí se presentan una gran variedad de caldos de todas partes del mundo, con imágenes, olores, sabores y texturas. Asimismo, se aprecian videos en los que personajes como Voltaire, Churchill, Napoleon y Colette comparten sus gustos en vino, sus botellas favoritas y hablan de algunas de las marcas más legendarias en el medio vinícola.

Simulador*

Simulador (©XTU-Casson Mann-ANAKA-La Cité du Vin)

Para quienes buscan de un poco de tiempo a solas, existe la opción de la sala de lectura en donde con toda tranquilidad se puede sumergir en un espacio lleno con de documentos y publicaciones multimedia relacionadas con el mundo del vino. Además, alrededor del edificio hay jardines por los cuales es posible pasear y disfrutar de la atmósfera que engloba el museo.

CiteDuVIn3*

(©XTU-Casson Mann-ANAKA-La Cité du Vin)

Acondicionado para recibir a todo tipo de visitas, con áreas y facilidades para discapacitados, es perfecto para experiencias familiares y está adaptado a un a gran variedad de idiomas. Los paquetes comienzan desde los 20 euros en adelante y el museo está abierto todos los días de 9:30 a 19:30.

También te puede interesar: Una vinícola orgánica: la meta de casa madero

Síguenos en:

Twitter

Facebook

Instagram

 

Siguientes artículos

Pacific Gate: lujo inigualable en San Diego
Por

Una megaconstrucción se está elevando en la famosa bahía de San Diego, California, y ha causado revuelo en el mundo de l...