Aunque el diálogo entre el gobierno del presidente nicaragüense Daniel Ortega y de la Alianza Cívica seguía hoy estancado, el grupo opositor presentó una agenda de cinco puntos para reanudar las negociaciones a fin de superar la crisis sociopolítica de este país centroamericano.

Miembros de la Alianza Cívica por la Justicia y la Democracia informaron este martes que el diálogo para encontrar una salida a la grave crisis sociopolítica del país sigue estancado ante la “falta de voluntad política” del gobierno, citó el portal de El Nuevo Diario.

Pese a ello, la Alianza puso en la mesa una agenda de “cinco puntos fundamentales”, que están listos a discutir si se retoma el diálogo con el gobierno sandinista.

La Alianza Cívica propuso un punto sobre libertades, relacionado con la liberación total de todos los manifestantes presos y la anulación de los respectivos juicios, así como el respeto de las libertades, derechos y garantías establecidos en la Constitución, y de conformidad con los convenios internacionales suscritos por Nicaragua.

Un segundo punto alude a la cuestión de la “democracia”, que incluye el restablecimiento de la confianza en el sistema electoral y el adelanto de elecciones con la implementación de “recomendaciones u observaciones de las misiones de acompañamiento electoral”, entre otras propuestas.

Puedes leer: Resurgen protestas contra gobierno en Nicaragua

El tema de la “justicia” busca garantizar que todas las víctimas que murieron en el marco de las protestas sociales iniciadas en abril 2018 obtengan “verdad, reparación y garantías de no repetición para garantizar la paz, seguridad y el respeto a los derechos humanos”.

El punto cuatro de la agenda que impulsa la Alianza Cívica busca “establecer los mecanismos de implementación y seguimiento de los acuerdos parciales y finales de la negociación, incluyendo gestiones internacionales para apoyo de que estos acuerdos se puedan realizar en el más corto plazo”.

Como quinto y último punto establecen el cumplimiento de recomendaciones de la Comisión Interamericana de Dederchos Humanos (CIDH).

“Estamos listos para retomar las negociaciones cuando hayan las condiciones propicias, pero hoy por hoy esas condiciones todavía no están dadas”, dijo la Alianza Cívica.

Añadió que “lo que estamos haciendo es lo que se le pidió a la OEA y al nuncio, que sirvan de facilitadores para que el gobierno dé muestras de voluntad política y eso está ligado a la libertad de las personas”.

Azahalia Solís, suplente en la mesa de diálogo por parte de la Alianza Cívica, elogió la liberación de dos grupos de personas, “pero todavia hay 700 que siguen prisioneras, pero estos deben ser excarcelados con garantes internacioneles”.

El diálogo en Nicaragua se encuentra en suspenso, luego que los representantes de la Alianza exigieran al gobierno ayer, disponer de voluntad política y crear las condiciones propicias para continuar con la mesa de negociaciones, convocada por el presidente Daniel Ortega desde el pasado 27 de febrero.

 

Siguientes artículos

CAF invertirá 130 mdd para el desarrollo sostenible de América Latina
Por

Prevención de desastres naturales, agua y saneamiento, entre los temas prioritarios para reducir el déficit de infraestr...