El Índice Qualcomm de la Sociedad de la Innovación mide ambas métricas entre personas, empresas y gobiernos de América Latina y el mundo, ¿y nuestro país? A la mitad de la tabla.

 

“El auge de la economía creativa, en la que los individuos aportan con su conocimiento más allá de realizar tareas repetitivas, demanda niveles de innovación cada vez mayores”, asegura Rafael Steinhauser, VP senior y presidente para Latinoamérica de Qualcomm, la compañía encargada del desarrollo de los procesadores en la gran mayoría de los teléfonos inteligentes en el mundo.

PUBLICIDAD

Para dar una impulso a los niveles de innovación de los países de América Latina, la división a cargo de Steinhauser elabora el Índice Qualcomm de la Sociedad de la Innovación (QuISI, por sus siglas en inglés), que compara a las economías de la región entre sí y frente a otras del mundo desarrollado en temas como nivel de conectividad, adopción del Internet de las Cosas (IoT, un mercado que en México alcanzó los 1,900 mdd en 2015) o registro de patentes, por ejemplo.

En la segunda edición del estudio, elaborado en conjunto por Qualcomm y la firma de análisis IDC, el hallazgo más relevante es que el QuISI de México es de 46%, por encima del 40% de Colombia, a la par de Brasil y Argentina, pero muy lejos de otras potencias, como Israel (66%), China (65%) y Estados Unidos (74%).

quisi

El análisis se enfoca en tres dimensiones: personas, empresas y gobierno. De la tabla previa destaca que el nivel de gobierno es el que presenta un mayor rezago en México (28%), muy por detrás de la iniciativa privada (34%) o los ciudadanos en general(59%). En la región, el gobierno mexicano tiene de conectividad muy superior al de sus pares de Brasil (23%) y Colombia (19%), pero está detrás de Argentina (30%). Esas diferencias se acentúan a escala internacional, donde los gobiernos de Israel, China y Estados Unidos tienen tasas de adopción de 38, 39 y 52%, respectivamente.

Steinhauser explicó que los resultados de esta edición del estudio no pueden ser comparados con los datos previos, debido a un cambio en la metodología resultante de la incorporación de IDC como socio para su elaboración. Por su parte, Édgar Fierro, director general de IDC México y encargado de presentar los resultados del estudio, añadió que éste trabajo servirá de base para generar datos comparables en lo venidero.

Édgar Fierro, director de IDC en México y el encargado de presentar los resultados del estudio, resumió cuáles son las condiciones favorables y desfavorables para cada dimensión analizada: 

 

Personas

Aunque la penetración de smartphones es buena, aún no es suficiente, y la cobertura de banda ancha móvil aún no ha alcanzado a la población en general ni cuenta con velocidades competitivas (es el quinto peor en internet móvil entre los países de la OCDE).  En contraste, cada vez más personas tienen acceso a nuevas tecnologías (24% ya tiene un dispositivo conectado a internet o parte del IoT para la productividad).

 

Empresas

Cada vez más empresas invierten en movilidad para sus empleados, y lo hacen con tres objetivos en mente:

  1. Aumento en la productividad
  2. Mejora en la experiencia del cliente
  3. Aumento en la competitividad

Sin embargo, esos proyectos de movilidad y del IoT no se encuentran entre las prioridades del negocio, debido principalmente a los altos costos de implementación, preocupaciones de seguridad y desconocimiento de la tecnología.

La última desventaja referida en estudio es el bajo nivel de registro de patentes realizadas por las empresas, lo que se deriva de un desconocimiento de los procesos de registro.

 

Gobierno

Aunque programas como México Conectado han impulsado la adopción y el conocimiento de las tecnologías de la información, “aún falta continuar acercando recursos móviles a los ciudadanos” porque el desarrollo económico del país aún es “disparejo”, cita el estudio.

Pero quizá el mayor rezago en el departamento gubernamental sea en lo que respecta a educación y patentes. Tanto Fierro como Steinhauser enfatizaron la importancia de contar con un sistema educativo que proporcione las herramientas necesarias para aportar a la innovación del país y se traduzca en patentes tecnológicas, un área en la que el rezago de México frente a las grandes potencias es notable:

patentes

¿Cuán importante es el papel del gobierno en el impulso a la innovación? Mientras que el promedio de inversión en TI en Latam es de 2.6% del PIB, en México esa cifra ronda el 2.21%. “La comparación frente a países desarrollados muestra cómo se posiciona el país en lo que a inversión en tecnología refiere para impulsar la innovación”, sostiene el estudio:

Captura de pantalla 2016-01-12 a las 16.48.51

Por último, Qualcomm e IDC consultaron a expertos en tecnología para conocer su perspectiva sobre la forma como se usa la tecnología por parte del gobierno en el país:

Captura de pantalla 2016-01-12 a las 16.38.14

 

Siguientes artículos

Mezcla mexicana roza los 20 dólares por barril
Por

El precio del petróleo mexicano llegó a los 21.50 dólares por barril, lo que representa una pérdida de 2.58% o 0.57 dóla...