Por estos errores, el Inadem rechaza tu emprendimiento

Desde equivocaciones como "se me cerró la convocatoria", el Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem) comparte una serie de errores por los que rechaza proyectos de emprendimiento en México.

Itzel Villa Salinas, directora general de emprendedores y financiamiento del Inadem durante su participación en el foro de 30 promesas de los negocios Forbes 2017. (Foto: Corina Herrera).

Tienes una idea, piensas que es el negocio de tu vida, pides apoyo al gobierno mexicano, pero éste te rechaza. Detrás de la decepción. hay una lista de errores que tú y otros  emprendedores cometen cuando acuden con las autoridades.

Desde equivocaciones como “se me cerró la convocatoria”, el Instituto Nacional del Emprendedor (Inadem) comparte una serie de errores por los que rechaza proyectos de emprendimiento en México.

“Ahora tenemos una regla en la que se cierra la convocatoria si recibe ocho veces la demanda del recurso”, detalla Itzel Villa Salinas, directora general de emprendedores y financiamiento del Inadem, durante su participación en el foro de 30 promesas de los negocios Forbes 2017.

El proceso de evaluación de proyectos del Inadem está divido en varias partes. La primera es la evaluación normativa, que hace un checklist “estricto” de lo que pide la convocatoria.

“Si te equivocas en algún documento o no cumple con las características que vienen allí, el proyecto es rechazado, independientemente de la calidad del mismo”, advierte Villa, pues en esta fase de evaluación, la entidad gubernamental no revisa la calidad del proyecto, si es bueno o no.

La siguiente etapa es la evaluación técnica, financiera y de negocio, donde el Inadem sí revisa la calidad del emprendimiento, que incluye un raking de calificación.

Aquí, el error más común de los emprendedores es dar por sentado que todo lo que implica su negocio lo plasman en papel. “El evaluador no tiene más información que la que tú pones en tu solicitud”, señala la funcionaria.

Villa dijo que, durante las sesiones de retroalimentación, los postulantes cuestionan el rechazo de sus proyectos. Pero, a pesar de los beneficios de sus proyectos, cuando revisan sus documentos, no detallan todo lo que incluyen en su discurso. Los postulantes están tan inmersos en su negocio, que suponen que el evaluador, al leerlo, ya sabe todo sobre su emprendimiento, comentó.

“El consejo que les doy es: léelo a alguien que no tenga la menor idea del proyecto y comenta con él si estás transmitiendo todo lo que quieres”.

Incluso hay errores tan pequeños como el número de hojas o la FIEL (firma electrónica en el Sistema de Administración Tributaria (SAT) actualizada.

Un caso que ha registrado y que para nada recomienda Villa es encargar el proyecto a un tercero. “Cuando preguntamos al solicitante, no tiene ni idea, a veces no se sabe ni la contraseña del sistema”.

 

¿Qué esperar del Inadem en 2017?

La directiva recordó que el instituto sufrió una  reducción en el presupuesto de casi 45%, por lo que hay apoyos que han sido mejorados, mientras que otros desaparecieron. “De 16 convocatorias pasamos a 14. Ahora están agrupadas en otras mejor integradas”.

Lee también: Emprendedores mexicanos, preparados para afrontar incertidumbre: Inadem

Uno de los cambios más significativos, según Villa, fue la renovación de su plataforma tecnológica, que en el pasado era “una pesadilla”.

“Es más amigable. Envía alertas cuando cierra la convocatoria para que el usuario tenga toda la información”.

También recordó que el Inadem trabajo sobre nuevos programas de financiamiento, que aún están en diseño por la ausencia de recursos, para atender temas de migrantes y sector industrial en caso de que el Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) se contraiga,  para que desde el Inadem se apoye esta problemática.