Yo tengo un problema con mis bancos, para los amables cajeros, nunca soy yo el titular de la cuenta o cuentas. Me dicen que mi firma no se parece, que mi foto no se parece y que haga lo que haga, no puedo realizar operaciones con algún humano disponible, porque nunca soy yo el dueño del dinero.

Eso me ha llevado a utilizar todo el tiempo cajeros automáticos y a agradecer que la firma electrónica y las transferencias vía internet mitiguen mi molestia. Lo cierto es que los bancos son un blanco fácil para los que, de verdad, quieren robar identidades y engañar a esos cajeros que, quedan mal con los clientes verdaderos, y los falsos, los engañan fácilmente…

Mi otro yo probablemente tenga más suerte en usar mi identidad que yo, pues por lo pronto, no tengo ganas de ir a tramitar una nueva credencial de elector o entregar muchas cartas a HSBC o BBVA Bancomer para que entiendan que el que abrió la cuenta, el crédito hipotecario y el que les paga y usa sus servicios realmente soy yo carajo.

PUBLICIDAD

Todo lo recuerdo porque este fin de semana (28 de enero) se conmemoró el Día Internacional de la Protección de Datos Personales, iniciativa originada en Europa hace más de tres décadas, y que es señalada como un parteaguas para que empresas, instituciones financieras y organismos gubernamentales garanticen las mejores prácticas de protección de la identidad de los usuarios.

Y vaya que el tema es importante para nosotros, basta recordar que México ocupa el octavo lugar a nivel mundial en el delito de robo de identidad, mismo que se da por pérdida de documentos en un 67% de los casos, y robo de carteras en un 63%, esto de acuerdo con datos del Banco de México, que aún preside Agustín Carstens.

Si tomamos en cuenta solamente los métodos tradicionales, pues los hackers han logrado hacer del robo de identidad y las bases de datos un negocio millonario, que a más de una empresa ha afectado con pérdidas millonarias y una erosión en la confianza de sus clientes que no tiene precio.

Por su parte, la PGR, al mando de Raúl Cervantes, identifica que el delito de robo de identidad se usa entre otras cosas para abrir cuentas de crédito, contratar seguros de vida, realizar compras, e incluso, para cobrar de seguros de salud, vida y pensiones, razones por las que en México se trabaja en alcanzar la consolidación de herramientas jurídicas y tecnológicas de protección a los ciudadanos, similares a las de Europa.

Así, a la fecha se cuenta con logros importantes en la materia, tal es el caso de la Ley Federal de Protección de Datos Personales en Posesión de Particulares (LFPDPPP); además de que el INAI, de Ximena Puente, analiza sumar a México como país firmante al Convenio del Consejo de Europa, que precisamente trata sobre la protección de datos personales.

En ese sentido, el organismo NYCE, que preside Gerardo Hernández y dirige Carlos Pérez, mismo que fue el primer avalado por la Entidad Mexicana de Acreditación (EMA), de Jesús Cabrera, y por el mismo INAI, trabaja a marchas forzadas para que empresas del ramo de las tecnologías de la información, financieras, aseguradoras y de telecomunicaciones, entre otros sectores, logren la certificación en materia de protección de datos.

Hablamos de firmas del tamaño de Telefónica, de Francisco Gil Díaz; Compartamos Banco, empresa de Gentera, que dirige Manuel de la Fuente; Toka Internacional, de Hugo Villanueva; Mainbit, de José Antonio Sánchez; y Grupo Rom, de Antonio Lorenzo, entre otras, las cuales cuentan ya con la certificación en la materia.

Así, y a pesar del difícil contexto económico por el que atravesamos, se espera que este año se registre un crecimiento exponencial en cuanto al cumplimiento de la certificación NYCE-CPDP-09, lo que garantizará a los millones de mexicanos la correcta implementación de mecanismos y esquemas de seguridad para el uso, resguardo y protección de nuestros datos personales.

Lo cierto es que eso no lo puede garantizar hoy casi nadie, en medio de tantas herramientas tecnológicas y tan poca educación de los usuarios, que regalan toda su vida a través de aplicaciones como Facebook o Twitter, en busca de amor, aceptación o simplemente por ignorar los riesgos que conlleva estar pegados al celular y meterlo a lugares confidenciales. O de empleados bancarios que venden al mejor postor las bases de datos o las comparten con otras empresas, para que a las ocho de la mañana de cualquier domingo te llamen para que contrates una nueva tarjeta de crédito de un banco que nos has pisado, solamente diciendo que sí. Yo sacaría una, pero luego me acuerdo de que al final los humanos del banco me harán casi un examen y varias entrevistas para demostrar que el que dice ser yo, soy yo. Y casi nunca me creen.

 

Daniel Chávez llega a Colombia 

La firma VIVRI, que lleva Daniel Chávez, especializada en productos de nutrición en los mercados de México, Estados Unidos y Panamá, va con todo en su programa de expansión 2017, de hecho, esta misma semana abrió su primera tienda de distribución en el país cafetalero del sur, Colombia, en la ciudad de Bogotá.  El plan de expansión de esta firma, que actualmente cuanta con 21 locaciones físicas en tan sólo 4 años de presencia en el mercado, contempla superar los 23 mil emprendedores que ofertan los productos en el mercado, por lo que consideran a Colombia como la puerta para el resto de América de Sur.

Del Mazo el elegido

Al final el PRI de Enrique Ochoa, logró consenso a la hora de elegir candidato a la gubernatura del Estado de México. Ya que mientras en otros partidos como el PAN de Ricardo Anaya y el PRD de Alejandra Barrales privó el “yo primero”, en el tricolor el consenso se inclinó por Alfredo del Mazo Maza, quien además de liderar siempre los sondeos, llega con la unidad y respaldo de los cuadros locales y federales. Sus fortalezas y resultados en el manejo de finanzas y seguridad como legislador federal y alcalde de Huixquilucan, auguran un excelente perfil para poder quedarse con la entidad mexiquense, la cual aparte de representar un padrón de más de 11 millones de personas, lo que será decisivo rumbo a la carrera presidencial del 2018, es la entidad que priísta por excelencia e historia. Pero no puede cantar victoria tan rápido, pues el fenómeno Trump, y el fenómeno Obrador, ponen a Morena como una amenaza para el PRI, o que es lo mismo, para los partidos tradicionales de los que se espera más de lo mismo.

 

Siguientes artículos

Trending topic: #IdeasParaEPN
Por

Es tiempo de cerrar filas en busca de un bien mayor. Tiempo de darle tregua al presidente Peña Nieto, por un momento, pa...