Sólo una de cada 10 personas utiliza la banca en línea y 59% apenas conocen sus ventajas en México, así lo muestran datos de la Encuesta Nacional sobre Disponibilidad y Uso de las Tecnologías de la Información en los Hogares (ENDUTIH) 2015 y GBMhomebroker.Ante la tendencia mundial de la banca en línea, los bancos se preocupan por ofrecer más servicios digitales. Las empresas fintech podrían ser una opción viable para abrir el acceso o mejorar el funcionamiento de la banca, pero aún no existe una regulación.

“La regulación tiene dos propósitos: uno es cuidar a las personas ante fraudes o eventos desafortunados, y el otro es darle a la industria ciertas normas o estándares para que siga funcionando con orden”, comentó Javier Martínez Morodo, director de GBM Digital.

Incluso la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV) asegura que no existen leyes que regulen cabalmente a las empresas fintech, en específico el crowdfunding. Al respecto, Héctor Cárdenas, CEO y cofundador de Conekta, empresa especializada en pagos en línea, dijo en la pasada edición de Campus Party que el gobierno prepara una ‘reforma fintech’ que generaría un marco regulatorio y entraría en vigor en septiembre.

“Honestamente sí deberían de ser entidades reguladas. Pero no existe una ley. Aunque el crowdfunding  no pinta en el panorama de la banca en México, es bueno que existan otras alternativas”, dijo Jorge Palacios, vicepresidente técnico de la CNBV durante el Foro de la Industria Financiera: Fintech 2020, organizado por la firma FIS.

PUBLICIDAD

Palacios habló también de regulación para la tecnología de almacenamiento en la nube, ya que muchos bancos quieren adoptar esta alternativa ante las ventajas de reducción de costos.

“Nosotros les dijimos que sí se podían cambiar, siempre y cuando cumplieran con las condiciones que se aplican cuando contratas un outsoursing. Primero, que tengamos la facultad de auditar al proveedor de la nube, saber la ubicación de los servidores con la información del banco, además de contar con copias diarias de las transacciones en todos los países donde operen”, comentó Palacios.

Alan Elizondo, director general de Asuntos del Sistema Financiero del Banco de México (Banxico) advirtió de los peligros al interior de las empresas de crowdfunding.

“La falta de información y transparencia, publicidad engañosa, términos en los contratos poco transparentes, cláusulas crediticias poco sanas para el sistema financiero, ausencia de un órgano que resuelva conflictos entre ambas partes, así como violaciones a la privacidad de datos, son los principales riesgos advertidos por el banco central”, comentó.

Otro factor que limita el funcionamiento de las empresas fintech es su propuesta de valor, que sólo se enfoca en nichos.

“Tal vez lo que te podría decir es que ahora no se tengan todas las gamas del servicio de banca, pero es algo en lo que se está trabajando”, comentó el director de GBM Digital.

 

Una nueva forma de entender la banca

Aunque la inversión en fintech respaldada por empresas de capital riesgo creció 106% a nivel mundial, hasta alcanzar 13,800 millones de dólares (mdd) en 2015, según datos de KPMG, estas empresas aún están lejos de competir contra los bancos. En el mismo año, los ingresos netos por comisiones de la banca múltiple tan sólo en México ascendieron a 99,703 millones de pesos (mdp).

A nivel global existen 12,000 empresas especializadas en fintech, de las cuales cerca de 300 se encuentran en México, pero sólo 140 están reguladas, es decir, más de 50% operan fuera de la regulación mexicana, de acuerdo con datos de Deloitte.

Aunque el sector fintech no es algo nuevo. PayPal, empresa que opera un sistema de pagos en línea en todo el mundo, lleva en actividad desde 1998. Pero debido a que la banca se está desagregando gracias a las nuevas tecnologías, las empresas fintech crecen impulsadas por las nuevas generaciones.

El 70% de la población joven en México estaría dispuesta a utilizar la tecnología y adoptar servicios fintech, destaca un estudio de Data Monitor.

“La tecnología ha permitido dos cosas: por un lado aumenta mucho el alcance, porque no se requiere de mucha infraestructura para montar una empresa, y la reducción de gastos, ya que con sólo cinco personas en una pequeña oficina y el servicio de la nube se puede echar a andar una startup y generar negocios”, dijo Javier Martínez Morodo, director de GBM Digital.

 

¿Las sucursales podrían desaparecer?

La era digital y las empresas fintech son el paso natural para la banca, dicen varios ejecutivos de bancos. Las instituciones financieras tradicionales deben buscar cada vez más la forma de adaptarse para no morir.

Pero aunque los volúmenes de negocio que generan no son comparables a los de los grandes bancos, este sector es de gran relevancia y tiene potencial, dice un reporte de BBVA Bancomer.

La inversión en 2014 para tecnología financiera llegó a más de 12,000 millones de dólares, de acuerdo con el directivo. Y según analistas de Deloitte, con datos de Goldman Sachs, para el sector bancario tradicional existe el riesgo potencial de perder 4.7 billones de dólares (bdd) en ingresos.

“Yo creo que es la manera en que podrá ir avanzando la economía del país. Al menos un par de directivos de las principales instituciones de México aseguran que ven una digitalización dentro de las sucursales”, platicó Javier Martínez Morodo.

El director de GBM Digital fue más lejos y se aventuró a pronosticar que las sucursales podrían desaparecer.

“Hay muchos puntos de vista al respecto, hay gente que piensa que no; yo creo que podrían desaparecer. No sé si será dentro de 15 o 30 años, pero creo que en algún momento tenderán a desaparecer gracias a la tecnología”, finaliza.

 

Siguientes artículos

¿Gran Bretaña puede convertirse en potencia mundial en 2022?
Por

Brent caro y la libra como medio de transacciones son algunas razones que pueden llevar al Reino Unido a convertirse en...