Cuando la madre de Abel Sánchez presentó un examen perfecto de matemáticas en la licenciatura fue llamada a la oficina del director a explicar cómo lo había hecho.

“¿Habría pasado lo mismo si fuera un hombre?”, preguntó el mexicano que dirige el MIT’s Geospatial Data Center, durante su ponencia en la Ai Latin American Summit.

Sánchez advierte sobre un dato alarmante en materia de inclusión: hace 20 años, la representación de las mujeres en carreras relacionadas con ciencias de la computación era de alrededor de 20% y hoy la cifra es menor.

Lee también:Inteligencia Artificial, ¿la vía para transformar la economía mexicana?

“El pensamiento computacional es una habilidad fundamental para todos. Es tan importante como la lectura, la escritura y la aritmética. Nuestra economía está cambiando rápidamente, y tanto los educadores como los líderes empresariales reconocen cada vez más que la informática es una habilidad necesaria para tener acceso a las oportunidades económicas y sociales” , explica el fundador de Beautiful Patterns, un programa que acerca a las niñas a la tecnología a través de ejercicios y talleres didácticos.

El programa se desarrolla cada año en conjunto con el Tec de Monterrey en ciudades como Puebla, Ciudad de Mexico, Guanajuato, Aguascalientes, Hidalgo, Guadalajara y Monterrey . La intención es terminar con las barreras culturales que impiden que las niñas se acerquen a las ciencias computacionales.

Los ejercicios de Beautiful Patterns van desde el desarrollo de relojes binarios, hasta el entendimiento de la tecnología para blockchain.

La convocatoria para participar está orientada a niñas de secundaria y jóvenes de preparatoria y se publica cada año en el sitio del programa del MIT.

5 mujeres que ‘reparan’ al mundo con empresas de tecnología

 

 

Siguientes artículos

Digitalizar a México empujaría al PIB hasta en 15%: McKinsey
Por

Así lo señala la firma McKinsey, la cual estima dos escenarios planteados en adopciones tempranas y tardías, capturando...