El consorcio integrado por Sierra Oil & Gas, Talos Energy y Premier Oil hallaron en un pozo frente a las costas de Tabasco un volumen de petróleo estimado entre 1,400 y 2,000 millones de barriles.

Éste es el primer gran hallazgo de crudo que realizan empresas privadas que participan ya en actividades de exploración y extracción tras la implementación de la reforma energética.

El pozo Zama 1, donde fue ubicado el petróleo, forma parte del Bloque 7 que recibió el consorcio mencionado en la Ronda 1.1 y su perforación inició el 21 de mayo pasado.

Lee también: Slim y Baillères pelearán por petróleo en la ronda 2.3

PUBLICIDAD

Se encuentra ubicado a 60.5 kilómetros del puerto de Dos Bocas, Tabasco, en un tirante de agua de 166 metros.

El pozo vertical tiene una altura de 3,383 metros y los análisis preliminares confirmaron la existencia de crudo ligero de calidad de 28-30 grados API con gases asociados.

“Para esta operación se está utilizando la plataforma de perforación Ensco 8503 que cuenta con las tecnologías más avanzadas de exploración”, indicó Sierra en un comunicado.

Una vez que se finalice la evaluación inicial, agregó, las operaciones de perforación continuarán a un segundo objetivo de mayor profundidad, localizado a 4,300 metros.

“Este primer resultado es muy alentador para Sierra, para nuestros socios, pero sobre todo para México. El Estado Mexicano recibirá 68.99% de la utilidad operativa por cada barril producido, y cerca del 80% tomando en cuenta los impuestos y las cuotas contractuales”, afirmó Ivan Sandrea, director general de Sierra, de acuerdo con el boletín.

El directivo, en entrevista radiofónica, señaló que en un plazo de 36 a 48 meses se podría comenzar la extracción.

Aunado a esto, las reservas de petróleo halladas podrían extenderse a un bloque vecino, pues el pozo Zama 1 es parte del tren geológico que se extiende sobre el Bloque 11 de la Ronda 2.1 y el Bloque 5 de la Ronda 1.4, ambos asignados a consorcios en los que participa Sierra.

Esta compañía tiene un porcentaje de participación en el Bloque 7, donde se ubica Zama 1, del 40%; Talos Energy cuenta con el 35% y Premier Oil, 25%.

Aproximadamente 35% del capital de Sierra proviene de Afores, mediante dos CKDs donde trabajadores mexicanos depositan sus ahorros para el retiro, detalló la firma en el boletín al destacar el el papel que el capital privado y las Afores pueden jugar en la economía de México tras la reforma energética.

 

Siguientes artículos

microsoft-event
Estamos lejos de ganar la guerra de la ciberseguridad: Microsoft
Por

Brad Smith, Presidente de Asuntos Legales de Microsoft, aseguró que si no se trabaja para crear mayor seguridad básica y...