Mientras Brasil tiene un índice de terminales punto de venta equiparable con Reino Unido, Estados Unidos o Canadá; México se encuentra cuatro veces por debajo. Mastercard afirma que el país está en el momento para aprovechar el potencial en pagos con tarjeta.

 

 

 

PUBLICIDAD

Una diseñadora de ropa que trabaja de manera independiente puede aumentar sus ventas si acepta pagos con tarjeta de crédito, como ella, una gran parte de las poco más de cinco millones de unidades económicas que componen el universo de microempresas podrían beneficiarse de una solución móvil para pagos electrónicos.

“La mitad del consumo en México es susceptible a realizarse con pagos electrónicos, la oportunidad es grande y la facilidad se incrementa con el uso de dispositivos móviles, uno de los pioneros fue Square, en Estados Unidos, pero actualmente, en México, hay  cerca de 15 dispositivos disponibles”, explica Guillermo Escobar, presidente de aceptación para México y Centro América de Mastercard.

El gran reto es incrementar la cultura del pago y aceptación de tarjetas. En México existen apenas 4,188 terminales punto de venta por cada millón de habitantes, una cifra cercana a las 3,407 que reporta Chile. Sin embargo, la cifra resulta muy por debajo del indicador de Brasil, que cuadriplica el número con 16,755 terminales, un panorama semejante a Estados Unidos (con 17,020) o Reino Unido con cerca de 18,000.

En opinión de Guillermo Escobar, los dispositivos móviles para aceptación de pagos derriban barreras de entrada para las pequeñas empresas, que típicamente se enfrentaban a un costo alto por las terminales punto de venta, la necesidad de cubrir un volumen de pagos mínimo, solicitud de garantías y estados financieros.

“Vemos que hay una simplificación para la afiliación, esto permite suponer que hay margen para crecer a doble dígito en el número de terminales, los mayores retos son ahora reforzar la cultura del uso del smartphone y el contar con la conectividad adecuada para procesar las transacciones, pues incluso cuando el consumo de datos al procesar un pago es mínimo, la conectividad de Internet en teléfonos celulares es un área de oportunidad en México”, explica.

 

Siguientes artículos

Twitter arrasa en su debut pero Wall Street cae
Por

Los mercados en Estados Unidos tuvieron uno de sus peores cierres en la segunda mitad del año; en México el IPC  cerró c...