La fotografía de aficionados ya no es exclusiva de las redes sociales, donde su máxima aceptación se resume sólo a ‘likes’. Manuel Villegas lo supo en 2014 cuando, junto con tres socios, decidió iniciar Capptu, una aplicación que permitiera a los aficionados de la fotografía vender sus mejores capturas para campañas publicidad.

Capptu es una plataforma tecnológica que permite que los aficionados alojar las fotos tomadas con su Smartphone en banco de imágenes. Éstas quedan disponibles para que empresas y marcas compren la licencia de uso para páginas web, redes sociales y campañas publicitarias.

“Nuestro objetivo es que el trabajo de los aficionados tenga un provecho, y así ganen más que likes”, explica Manuel Villegas, fundador y director de Capptu.

Cada fotografía cuesta 10 dólares y el autor se queda con 40% de la venta de su licencia. Capptu tiene más de 320,000 imágenes disponibles para venta y sigue una estrategia alternativa en donde marcas y empresas puede encargar su propio diseño con los más de 98,000 usuarios registrados.

PUBLICIDAD

“Es una forma de crear un banco personalizado y exclusivo para cada marca. Hemos trabajado con firmas como American Eagle para este tipo de contenido”, agregó Manuel.

  • Empresa: Capptu
  • Fecha de Fundación:  02/09/2014
  • Emprendedor: Manuel Alejandro Villegas López (35 años)
  • Socios: Héctor León, Adrián Chávez, Jorge Peralta
  • Facturación esperada para 2017:  4.5 mdp
  • Empleos generados: 8

Una óptica diferente

Capptu quiere romper estereotipos de belleza y resaltar el orgullo cultural de cada localidad.

El fundador explica que la necesidad que dio origen a esta empresa fue llevar contenido real a los consumidores. “La gente ya no se siente identificada con la publicidad donde todo es perfecto. Sigue siendo aspiracional, pero la diferencia es que hoy los consumidores queremos ser nosotros, no estadounidenses o europeos.”

Esta plataforma aprovecha su mecánica para mandar mensajes positivos sobre problemas sociales como la basura y bullying, además busca acercar a la gente a temas culturales como el cine a través de sus colaboraciones con el Festival Internacional de Cine de la UNAM.

Emprender no es tarea fácil, para Manuel y su primer socio, Héctor León, no fue una excepción. Juntos comenzaron un proyecto basado en tecnología móvil, después de 10 meses de desarrollo y casi sin dinero, comenzaron a buscar otras formas de monetizar el software que habían desarrollado.

Una ventaja para las empresas de tecnología, explica el fundador, es la facilidad para arrancar un proyecto con pocos recursos, un par de computadoras, imaginación y trabajo.

“Las oportunidades las da el mercado, se trata de perseguir las tendencias. La tecnología te permite llegar a más gente, pero la clave está en pensar en el consumidor. Cuando tu empresa puede resolver un problema del consumidor, tienes una oportunidad de negocio”, explicó Manuel.

Actualmente, las descargas de Capptu están disponibles en 70 países, 90% de sus usuarios se concentran en México, seguido de Estados Unidos y Colombia. Su meta para 2018 es expandir las ventas en más regiones del mundo.

Fotografía de aficionado, una revolución

En el pasado, las fotografías tomadas con un celular no eran tomadas en cuenta por los publicistas. Hoy la foto que captura un dispositivo de alta resolución puede calificar para campañas y propaganda.

“Nos dijeron que las fotos de un aficionado no podrían cumplir con la expectativa estética y psicológica de una foto de producto, pero hemos demostrado -a través de inteligencia artificial- que una foto aficionada que captura un sentimiento real, puede atraer más la atención que una foto de estudio”, explica.

Un ejemplo de sus campañas exitosas es ‘Misiones Patrocinadas’, la estrategia que permitió a Capptu participar en la campaña Unbox México de Samsung, donde más de 15,000 usuarios concursaron para vender su mejor foto, esto impulsó su crecimiento de facturación para 2017 y sobrepasó 10 veces la expectativa de plataforma.

“La intención fue abrir la oportunidad para los mexicanos, cualquier persona tenía la misma oportunidad de mostrar sus fotos al área de marketing de Samsung sin importar si se trataba de un gran influencer, un fotógrafo profesional o un aficionado”, detalló.

Capptu recabó 42,000 fotografías de usuarios de todo el país, quienes esperaban que su foto fuera seleccionada para la campaña de la firma tecnológica.

 

Siguientes artículos

30 Promesas 2018 | La publicidad digital y de TV unen fuerzas
Por

Decidata está buscando, por medio de un algoritmo propio que desarrollaron, que las campañas publicitarias digitales y l...