No pierdan de vista a este chef de ojos verdes, natural de Ibiza, quien tiene en claro que “no todo es trabajo y es importante tener a alguien que sea tu punto de equilibrio”.

Vicente Torres es uno de los nombres que más están sonando en el movimiento gastronómico que vive México. Su carácter perfeccionista e incansable lo han convertido en un chef “para todo”:

Chef Vicente Torres. (Foto: María Forcada)

Chef Vicente Torres. (Foto: María Forcada)

Dirige su catering, es responsable de las cocinas del restaurante-escuela Monte Cervino y acaba de inaugurar dos conceptos muy diferentes pero complementarios: Oli, tapas españolas en el Mercado Independencia, y Garum, alta cocina de autor donde la materia prima, el sabor y las técnica tradicionales marcan la pauta.

Las marcas (Diageo, Luxury Spain, Jaeger-LeCoultre…) se agolpan en su calendario para presentar, en esta bombonera de lujo (Garum), sus productos premium.

Vicente Torres llegó hace 8 años a la Ciudad de México, donde se hizo de un nombre en el restaurante de ultravanguardia Oca. En España ya había conseguido una estrella Michelín para el restaurante La Sucursal, en Valencia, y en 2011 fue el Mejor Chef Millesime 2011.

Y aun con todo este trajín, Vicente tiene una cosa clara: “No todo es trabajo y es importante tener a alguien que sea tu punto de equilibrio.”

No pierdan de vista a este cocinero de ojos verdes, natural de Ibiza (España), quien nos va a traer muchas alegrías.

 

Menú en Garum, la apertura del año

Esta primavera de 2016, Vicente abrió las puertas de Garum, (Masaryk 513), donde ofrece una cocina magistral, de producto y técnica depurada, con reminiscencias mediterráneas, en un espacio de pocas mesas en tonos oro y madera, dividido en dos plantas y dispuesto de una cocina que parece recorrer una década hacia el futuro.

Tostada de centollo con pan de gambas. (Foto: María Forcada)

Tostada de centollo con pan de gambas. (Foto: María Forcada)

La mesa del chef, con visibilidad directa a la cocina, es uno de los rincones más solicitados.


“Garum es volver al origen, a la cocina con tradición, pero a nuestra manera”: Vicente Torres.


— Buñuelo de bacalao con alioli de molcajete.
— Mousse de foie con elote.
— Tostada de centollo con crujiente de gambas.
— Michelada cubana con ostión.
— Gel de yema con lechuga asada y tocino.
— Rosellat (fideo negro) con camarón y alioli de azafrán.
— Totoaba con pil-pil asiático.
— Taco de lechón, pock choi, jengibre y naranja confitada.
— Tiramisú desestructurado.
— Maridaje: Veuve Cliquot Brut.


“Trabajo con más de 50 proveedores, pequeños productores y también con grandes profesionales como Pablo Ferrer, una persona que cuida al máximo los productos que distribuye, como es el caso de la totoaba, un pescado delicado y exquisito”: Vicente Torres.


 

Menú en Oli. Raíces españolas

Confort food, como él mismo dice, en uno de los espacios de moda de la capital: Mercado Independencia (avenida Independencia 40).

— Papas bravas y calamares fritos.
— Pan tumaca con jamón.
— Buñuelos de bacalao.
— Tostada de atún marinado.
— Espuma de hongos y foie sobre base de patatas con huevo.
— Bomba de cola de res.
— Torta ahogada de confit de pato.
— Cheesecake de mandarina.
— Maridaje: Habla 12

 

Contacto:

Página web: milles¡me! México

Facebook: Millesime Mexico

Página web: estudio milles¡me!

Facebook: Estudio Millesime

 

Las opiniones expresadas son sólo responsabilidad de sus autores y son completamente independientes de la postura y la línea editorial de Forbes México.

 

Siguientes artículos

Luxury después del Brexit
Por

Si en todos los sectores hacemos un análisis luego del Brexit, no puede faltar en el sector del lujo y de prestigio....